Bariloche cierra el año con una deuda de 200 millones de pesos

Hay obligaciones incumplidas que tienen más de un año, pero igual el gobierno de Gustavo Gennuso sostiene que es el mismo endeudamiento que se arrastra del ejercicio anterior.



#

La torre que domina el Centro Cívico sobre el despacho oficial del intendente, donde se terminó de elaborar el presupuesto que ahora está en el Concejo. (Foto: Archivo )

La municipalidad cerrará el año con una deuda de unos 200 millones de pesos, una cifra que representa el 10% del presupuesto actual y que se mantiene en los mismos parámetros que hace un año.

El secretario de Hacienda, Diego Quintana, estimó el nivel de la deuda y remarcó que en números reales “no subió” porque el año pasado se cerró el ejercicio con 211 millones de pesos de pasivo.

La comuna tiene entre sus principales acreedores a la Administración Federal de Ingresos brutos (AFIP) por falta de pago del impuesto a las Ganancias que se descuentan a los trabajadores de sus sueldos.

También es alto el pasivo con al sindicato Soyem, que viene de gestiones anteriores, por los aportes retenidos que no fueron depositados a las cuentas del gremio. Para reducir el nivel de esta deuda, el municipio tiene un acuerdo de pago por goteo diario.

Quintana dijo a “Río Negro” que este año “se logró reducir a 45 días el plazo de pago a los proveedores corrientes”, luego de haber atravesado un período de demora de varios meses.

El mayor retraso en pagar a proveedores está vinculado a aquellos que prestaron servicios al municipio para eventos especiales. En ese caso, la demora es de un año. “Recién terminamos de pagar a los proveedores del Bariloche a la Carta del año pasado”, afirmó Quintana.

3 de Mayo

En las finanzas municipales se generó en los últimos días un impacto en la coparticipación por la retención de 2,7 millones de pesos por un embargo aplicado por el Poder Judicial para el pago de un perito en el marco de la demanda iniciada por la exconcesionaria del transporte urbano 3 de Mayo, por la rescisión de la concesión dispuesta por la exintendenta María Eugenia Martini.

Quintana esta semana defendió ante los concejales el presupuesto 2019 que tiene una proyección de ingresos y egresos por 2.500 millones de pesos y pidió el tratamiento conjunto con la modificación de la ordenanza fiscal y tarifaria que se presentará la próxima semana y en la que se prevé un incremento cercano al 44% en la tasa de servicios retribuidos.

Te puede interesar: El Ejecutivo defendió como “razonable” el presupuesto 2019

La Intendencia le envió al Concejo Municipal un proyecto de presupuesto con una proyección de ingresos de 2.500 millones de pesos.

“Hemos hecho un esfuerzo importante en ser realistas, es un esfuerzo de la gestión sostener la estructura y la institucionalidad”.

Diego Quintana, secretario de Hacienda del gobierno de Gustavo Gennuso.

Tasas en alza

Evolución de la deuda

2015: 519 millones de pesos

2016: 173 millones de pesos

2017: 211 millones de pesos

2018: 200 millones de pesos (según la estimación al cierre del ejercicio)

Datos

La Intendencia le envió al Concejo Municipal un proyecto de presupuesto con una proyección de ingresos de 2.500 millones de pesos.
“Hemos hecho un esfuerzo importante en ser realistas, es un esfuerzo de la gestión sostener la estructura y la institucionalidad”.
44%
es el aumento previsto en la tasa de servicios retribuidos, uno de los principales ingresos de la Municipalidad.

Comentarios


Bariloche cierra el año con una deuda de 200 millones de pesos