Bariloche: fracasó la reforma tributaria de Gennuso

La oposición rechazó los cuatro nuevos gravámenes que impulsaba el gobierno municipal para recaudar más recursos. Solo se aprobó una suba de tasas del 36% y el presupuesto 2021.

El intendente Gustavo Gennuso sufrió un duro revés en el Concejo Municipal, donde no tiene mayoría propia. (Foto archivo)

El intendente Gustavo Gennuso sufrió un duro revés en el Concejo Municipal, donde no tiene mayoría propia. (Foto archivo)


El intendente Gustavo Gennuso fracasó este miércoles en su intento de imponer una reforma tributaria que incluía cuatro nuevos gravámenes y un aumento del 40% en la  tasa de servicios. 

Los bloques opositores en el Concejo Municipal impusieron en la sesión de este miércoles una reducción de ese ajuste al 34% y forzaron el retiro del artículo que duplicaba la tasa por uso de espacio aéreo, del 3 al 6%

Esa última modificación tarifaria era la única que había perdurado de la poda previa. En la negociación febril de los últimos días el oficialismo también había resignado las otras perlas del paquete gestado en la secretaría de Hacienda: un extra en la tasa de servicios para abonar las jubilaciones de los empleados municipales, una nueva tasa por emisión de residuos con hidrocarburos y el reemplazo de la tasa TISH por una “contribución a la actividad económica”, que recaía no solo sobre las actividades comerciales, sino también sobre otras personas hasta ahora no gravados, como los monotributistas y los profesionales. 

La jornada negra para el oficialismo había comenzado unas horas antes cuando el rechazo de la oposición frenó también los intentos de aprobar hoy mismo los dos fondos ideados por Gennuso para mejorar el sistema de transporte: una tasa a la venta de combustible y otra que debían pagar las grandes empresasEl único logro para el Ejecutivo fue conseguir la aprobación sin grandes cambios del presupuesto para el próximo año, que tuvo apoyo unánime.

Mayoría inalcanzable 

En el paquete fiscal la oposición hizo valer la cláusula que obliga a aprobar ese tipo de ordenanzas con  mayorías especiales de dos tercios. El bloque juntos necesitaba ocho votos y solo cuenta con cinco.

Además del Frente de Todos, manifestaron reparos con la creación de nuevos gravámenes los bloques unipersonales de Podemos, Bariloche por el Cambio y el PUL. 

Unos y otros le aconsejaron al intendente que tome nota de la actual composición del Concejo y le recordaron que ya no cuenta con la “mayoría automática” del período anterior. 

Roxana Ferreyra (del FdT) dijo que el proyecto fiscal y tarifario con tantos cambios demandaba “un tiempo prudencial” de análisis, que el Ejecutivo no consideró. “Son tributos que impactan en forma obscena en el bolsillo de los vecinos”, cuestionó. 

Oscar Cárdenas (Bariloche por el Cambio) dijo que el aumento del 40% de tasas era “desproporcionado” y se preguntó “por qué no dar gestos desde la política en lugar de pedírselos a los ciudadanos”. 

El concejal del PUL Gerardo del Río aseguró él y sus pares mantenían el espíritu constructivo exhibido durante todo el año pero el Ejecutivo debía entender que ya no cuenta con mayoría propia.

“Ninguno de nosotros vamos a poner palos en la rueda, hemos sido respetuosos y siempre actuamos de buena fe -afirmó-. Este es un Concejo con ganas de construir. No estamos en la vereda de enfrente tirando piedras. Por eso pedimos que nos respeten. Si creen que vamos a votar algo a libro cerrado están equivocados”.

Julieta Wallace (Frente de Todos) dijo que el aumento impulsado por Gennuso era “inabordable”. Subrayó que si los cuatro tributos nuevos, más el aumento del 40% en la tasa de Servicios y los dos fondos para el transporte, ninguno pasó el examen es por un error político evidente.

“No ha sido fácil, nos hubiera gustado dar otro debate”, aseguró la concejal. El presupuesto aprobado antes de la fiscal y tarifaria logró ocho votos y solo se pronunciaron en contra los tres representantes del FdT, porque lo consideraron “alejado de la realidad”.

El cálculo indica que el año próximo el municipio tendrá ingresos y gastos por 5.109 millones de pesos, el pago de salarios y carga sociales demandarán 2.731 millones y el 85% de los recursos se destinarán a cubrir gastos corrientes.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Bariloche: fracasó la reforma tributaria de Gennuso