Beliz afirmó que en los '90



A cuatro años de la salida de Carlos Menem del poder, el ministro de Justicia, Gustavo Beliz, volvió ayer a criticar al gobierno que él mismo integró en los '90, al advertir que en esa década hubo una “narcodemocracia”, con “funcionarios públicos” que “lavaron dinero sucio” y llegaron a la gestión para “enriquecerse y no para servir” Si bien Beliz fue ministro del Interior durante el primer gobierno de Menem, aclaró ayer que abandonó ese cargo con “mucha dignidad” y, por otra parte, caracterizó los años de hegemonía menemista como un período de “gran vacío moral”. El actual ministro de Justicia aseguró, en tal sentido, que hubo en aquel período una “narcodemocracia” que tuvo “básicamente una responsabilidad de índole política” “No tengo dudas de que en la Argentina, a partir de finales de los '80 y comienzo de los '90, hubo un nivel muy fuerte de complicidad en el tema de las drogas, y un funcionamiento general del poder político en muchos casos escandaloso”, arremetió Al inaugurar el Congreso Internacional sobre Narcotráfico y Prevención de Estupefacientes y Sida en el “Golden Center”, Beliz vinculó la inseguridad, entre otras cosas, con las drogas En su discurso, y en posteriores declaraciones periodísticas, Beliz insistió en que en la década del '90 no sólo hubo “valijas que iban y venían” sino que además se observó un “fuerte nivel de complicidad con la corrupción y el narcotráfico” Comparó esa situación con el expreso propósito del presidente Néstor Kirchner de luchar contra actividades corruptas e irregularidades en cualquier nivel del Estado. “Si no hay una voluntad como la que existe en este gobierno de cortar con este tipo de prácticas no se van a resolver los problemas de la inseguridad”, advirtió El funcionario reiteró que lo que se está viviendo, “cuantitativa y cualitativamente gravísimo, en materia de inseguridad es hijo de esa situación de complicidad del poder político”. “Poder político -continuó- desde donde se lavaron valijas del narcotráfico, transaron con las peores prácticas de nepotismo o generaron un mecanismo fenomenal de corrupción con aparatos políticos escandalosos”. Sin dar nombres pero en abierta alusión al menemismo, Beliz repitió que en aquella época “la responsabilidad ha sido la del poder político, como es política (hoy) la decisión de encolumnar a las fuerzas de seguridad y los poderes del Estado en una política distinta”.


Comentarios


Beliz afirmó que en los '90