Bolivia: el Congreso ratificó a Mesa y acuerda pacto de gobernabilidad

Consenso político entre la mayoría de los partidos.

LA PAZ (AFP/DPA/AP) - El Congreso de Bolivia rechazó por unanimidad anoche la renuncia del presidente Carlos Mesa en una histórica sesión que ratificó la continuidad de su mandato hasta agosto de 2007. El parlamento prometió un acuerdo político que garantice la gobernabilidad del país, afectada por las protestas sociales, que incluye una Ley de Hidrocarburos "razonable", elección de gobernadores, referendo de autonomías y la Asamblea Constituyente.

La resolución fortalece políticamente al presidente y aísla al dirigente cocalero Evo Morales.

La renuncia del mandatario acosado por presiones sociales y regionales fue rechazada sin debate y en dos instancias, por aclamación y por signo (levantando la mano). En menos de cinco minutos, 157 diputados y senadores desestimaron la dimisión .

Un acuerdo entre las principales fuerzas políticas, excepto el opositor Movimiento Al Socialismo (MAS), para garantizar la gobernabilidad mediante una tregua social y una nueva ley de hidrocarburos, allanó la ratificación del jefe de Estado. Tras la votación, Mesa fue invitado al hemiciclo parlamentario para suscribir el acuerdo junto a los presidentes de las cámaras de Senadores, Hormando Vaca Diez, y de Diputados, Mario Cossío.

Llegó al recinto rodeado de una multitud de varios miles de personas que desde la tarde se mantuvieron en las puertas del palacio de gobierno para pedirle al mandatario que se mantuviera en el cargo. "¡Mesa, querido, el pueblo está contigo!, coreaban los seguidores del presidente, quien respondió a ellos levantando las manos y sonriendo, mientras una banda del ejército tocaba la marcha presidencial.

El gobernante calificó la decisión de "importante" para "resolver con sensatez, con racionalidad, con espíritu de paz y con espíritu de futuro una crisis institucional" que derivó en su dimisión la noche del domingo.

Dijo que presentó su renuncia porque creía que "el país estaba llegando a un punto prácticamente muerto en su posibilidad de resolver los problemas más importantes de este momento de la historia''. El acuerdo entre los poderes Ejecutivo y Legislativo comprende la elección de prefectos (gobernadores), un referendo autonómico y la convocatoria a una Asamblea Constituyente que apruebe una nueva Constitución Política.

Los principales partidos e influyentes sectores, como el empresarial, habían rechazado ampliamente la dimisión de Mesa, cuyo gobierno estaba jaqueado por protestas y huelgas contra las petroleras extranjeras que explotan las riquezas petroleras.

Mesa recibió asimismo el respaldo de sus pares de Brasil, Perú, Argentina y Uruguay, y la solidaridad de la Comunidad Andina y de la flamante Comunidad Sudamericana de Naciones.

El líder izquierdista Evo Morales, promotor de las protestas contra las petroleras extranjeras, apoyó en el Congreso la permanencia de Mesa en el cargo. `

Pero su diputado Santos Ramírez anticipó que ese partido no se sumará al consenso . "En este país hay un Estado y el Estado funciona en base a la interdependencia de los tres poderes: el poder legislativo, el ejecutivo y el judicial y vamos a ser respetuosos de esta interdependencia de poderes", añadió. El MAS anunció que mantiene su exigencia de que las regalías sean elevadas al 50% y que continuará la serie de bloqueos.

Mesa inició su gestión hace 17 meses tras la renuncia, en medio de una convulsión social, del entonces gobernante, Gonzalo Sánchez de Lozada. Carece de un sólido respaldo en el Congreso, dominado por partidos tradicionales e indigenistas, pero goza de una aprobación popular que supera el 50%. "Agradezco al país que una vez más le ha dicho no al bloqueo" del país, sostuvo Mesa en una alocución ante los congresistas. En la mayoría de las ciudades de Bolivia, manifestantes realizaron marchas para promover la paz nacional y la continuidad de Mesa.

Nota asociada: Crece el apoyo internacional Análisis: La ley petrolera definirá el futuro del gobierno Evo Morales, el "malo" de la película  

Nota asociada: Crece el apoyo internacional Análisis: La ley petrolera definirá el futuro del gobierno Evo Morales, el "malo" de la película  


Comentarios


Bolivia: el Congreso ratificó a Mesa y acuerda pacto de gobernabilidad