Brasil: qué está en juego en las elecciones

La llegada de un exmilitar de ultraderecha a la presidencia o el regreso del PT con Lula preso. La economía, el mayor desafío.



1
#

Jair Bolsonaro, diputado de ultraderecha. Encabeza los sondeos, pero corre desde atrás en un hipotético balotaje. (Foto: ap )

2
#

Jair Bolsonaro, diputado de ultraderecha. Encabeza los sondeos, pero corre desde atrás en un hipotético balotaje. (Foto: ap )

Brasil elegirá el domingo presidente, gobernadores, diputados, dos tercios de los senadores y representantes en las asambleas regionales en un clima de polarización y bajo una profunda crisis. Habrá segunda vuelta prevista, el 28 de octubre, si ninguno de los candidatos obtiene la mayoría absoluta de los votos válidos. Estas son las claves:

¿Un candidato ultraderechista puede ser electo?

Los sondeos dicen que el diputado y exmilitar Jair Bolsonaro tiene asegurada su presencia en la segunda vuelta, por su pequeño Partido Social Liberal (PSL). Las encuestas llegaron a darlo ganador en varios escenarios de balotaje, pero pierde en casi todos. Si fuera electo, sería la primera vez que Brasil vota a un presidente de extrema derecha, apólogo de la dictadura.

¿El PT de Lula puede volver al poder?

Tras la invalidación de la candidatura del expresidente Lula da Silva, encarcelado por corrupción, su delfín Fernando Haddad, exalcalde de San Pablo, no deja de mejorar en las intenciones de voto y figura en segundo lugar. Haddad, del Partido de los Trabajadores, parece tener asegurada su presencia en la segunda vuelta con Bolsonaro. Si Haddad fuera electo, el PT ganaría su quinta presidencial consecutiva, tras las elecciones de Lula (2002, 2006) y de su delfina Dilma Rousseff (2010, 2014).

¿Por qué esta campaña es inédita?

Lula, con casi 40% de las intenciones de voto, fue apartado de la carrera electoral. Esa incertidumbre explica en gran medida que estas elecciones se hayan convertido en las menos previsibles de las últimas décadas en Brasil. Bolsonaro rozó la muerte tras ser apuñalado en un mitin a inicios de septiembre.

¿Qué impacto tendrán los escándalos sobre la elección?

Limitado. Además de Lula, impugnado por su situación judicial, decenas de políticos acusados de corrupción deberían mantenerse al frente del país. Los caciques regionales serán con toda probabilidad reelectos. La gigantesca investigación Lava Jato, sobre un sistema de sobornos en Petrobras, sentó en el banquillo o puso tras las rejas a decenas de empresarios de primer plano y a responsables de casi todos los partidos políticos, pero no llegó a revolucionar la práctica de la política en Brasil.

¿Cuáles son los mayores desafíos del próximo presidente?

La recuperación de la economía, después de dos años de recesión (2015 y 2016) y otros dos de débil crecimiento. En el centro de las discusiones está una reforma de las jubilaciones, cuestionada por el PT aunque admitida por candidatos incluso de centroizquierda, para tratar de reducir los déficits del Estado.

Lula fue apartado de la carrera electoral. Esa incertidumbre explica que estas elecciones se hayan convertido en las menos previsibles de las últimas décadas.

Datos

Lula fue apartado de la carrera electoral. Esa incertidumbre explica que estas elecciones se hayan convertido en las menos previsibles de las últimas décadas.

Comentarios


Brasil: qué está en juego en las elecciones