CALF insiste en retener el servicio sin licitación

Las autoridades de la cooperativa que distribuye la electricidad en la capital pidió al Deliberante tres años más de prórroga de la concesión. La solicitud será analizada por los concejales en reunión de comisión.



NEUQUEN (AN).- CALF insiste a la municipalidad para obtener la concesión provisoria del servicio de distribución de energía por un período de tres años, en un nuevo intento de eludir la inminente licitación del negocio eléctrico.

La nota, que ya ingresó al Concejo Deliberante, no es ingenua, puesto que la normalización de la cooperativa como prestadora facilitaría su fortalecimiento, el acceso a financiamiento de proveedores y a créditos bancarios.

Los concejales están predispuestos a oir la propuesta de CALF pero la mayoría condiciona cualquier análisis a la fijación de un marco regulatorio que establezca parámetros claros de calidad de servicio, de tarifa y un plan de inversiones o metas a corto, mediano y largo plazo.

La importancia que dan a su pedido los directivos de CALF se refleja en que a la reunión de hoy convocada por la comisión de Servicios Públicos asistirán los referentes principales de la conducción.

Sin embargo, más allá de inclinarse por la cooperativa eléctrica, el intendente Horacio Quiroga asegura que la licitación no puede evitarse y sostiene que "irremediablemente" debe estar atada a "nuevas reglas muy claras" de funcionamiento

"Acceder a una prórroga implicaría suscribir un contrato y ello significaría una adjudicación directa, lo cual nos retrotraería al mismo problema jurídico que tenemos hoy, que es insalvable", ratificó el intendente.

El jefe comunal aludía al dictamen de la Corte Suprema de Justicia que falló contra la entrega del servicio de distribución de energía sin licitación.

Desde la cooperativa se cree, explicó una fuente cercana a los directivos, que "no están dadas las condiciones económico - políticas en la Argentina, mucho menos en Neuquén, para llamar una licitación en buenos términos... un aplazamiento sería conveniente para CALF", razonó.

Aclaró, no obstante, que si la licitación fuese inevitable "pedimos igualar o mejorar" la mejor oferta que se haga.

El pedido de CALF tiene como antecedente inmediato la proximidad de las elecciones municipales del 2 de marzo, oportunidad en que planteó a todos los concejales - candidatos que la visitaron la posibilidad de oficializar la prórroga de la concesión. Con mayor o menor énfasis, todos accedieron. Y como descuenta el apoyo de otros ediles, aceleró la gestión apurando una resolución legislativa en beneficio propio.

"Escucharemos los fundamentos de CALF aunque más allá del análisis que hagamos, lo importante es definir un marco regulatorio que podría otorgar plazos de adecuación a favor de la cooperativa. Es que la comunidad no tiene por qué pagar los mayores costos ni los platos rotos de CALF", marcó las prioridades el frentista Carlos Di Camillo.

"En lo personal -agregó- aspiro a que CALF pueda adecuarse a los indicadores de calidad y precio, y poder acordar con ella".

La cooperativa presta el servicio sin contrato desde 1997, cuando un usuario del sistema cuestionó en la justicia la adjudicación directa del negocio a CALF por parte del entonces Concejo Deliberante. La Corte le dio la razón. Desde entonces, la situación jurídica de la concesión es incierta.

Quiroga dice que debe haber compulsa

NEUQUEN (AN).- "Es necesario motorizar el proceso licitatorio de distribución eléctrica de la ciudad, si bien por sus características especiales y para no fracasar, debe ejecutarse conjuntamente con CALF", dijo el intendente Horacio Quiroga al desechar tajantemente una prórroga del contrato.

Para el intendente el proceso debe desarrollarse con aplomo para evitar una nueva intervención de la justicia que postergue la resolución licitatoria por "tres o cinco años más, sería un error fatal", subrayó.

La dificultad sobresaliente pasa por que el municipio es el poder concedente del servicio eléctrico pero no es el propietario de los bienes afectados a la concesión. El jefe comunal advierte que un equipo jurídico-contable estudia todas las situaciones posibles para no dar un pie en falso.

El proceso, agrega, debe iniciarse con la creación del ente de control -proyecto que ya ingresó al Deliberante- y de un marco regulatorio, "de otro modo incurriríamos en el mismo error en el que cayó el ex presidente Carlos Menem cuando concesionó los servicios públicos".

En el Deliberante se cree, por el contrario, que el orden de los factores es inverso, acordar primero el marco regulatorio y en segundo término el ente de control. "¿Cuál es el sentido de aprobar un organismo de contralor si no sabe qué debe controlar?", disparó el concejal Carlos Di Camillo (Frente Grande).

Para el intendente Quiroga estas dos iniciativas deben ser plasmadas en ordenanzas -"cualquiera sea el orden de aprobación", expresó- pues estarán contenidos "necesariamente" en los pliegos del concurso público.

Las bases de la licitación deben precisar, entre otros aspectos, la forma de determinación de la tarifa, los elementos de medición de la calidad del servicio, las multas por incumplimientos contractuales, los planes de inversión. El intendente menciona otro, a sus ojos "sumamente importante": incluir en el esquema de costos y tarifas la figura "expansión del servicio", de modo que si la ciudad crece, los clientes cautivos ni el municipio paguen la extensión del servicio para luego cederlo sin cargo a la cooperativa, como ocurre en la actualidad.

Más allá de estos avatares, el intendente Quiroga supone que la falta de contrato no es el problema más grave de CALF, sino "el fondo fiduciario con la empresa norteamericana Duke que se lleva cerca del 60% de su recaudación".


Comentarios


CALF insiste en retener el servicio sin licitación