Profesora Emma Luisa Adriana Bonnahon de Agudo





*por Beatriz Carolina Chávez

Este 17 de septiembre se celebró el Día del Profesor en el país en honor a José Manuel Estrada; en Neuquén, fue el día 17 de abril cuando se crearon los primeros Centros de Enseñanza Media provinciales.

¡Feliz día colegas! Siempre están en nuestros recuerdos los profesores que acompañaron nuestra juventud en las antiguas instalaciones de la gloriosa escuela San Martín del Neuquén de los años ’50,’60,’70: calles Santiago del Estero y Juan B. Justo, a Bachilleres, Maestras Normal Nacional y Peritos Mercantiles: Prof. Carolina M. de Lugones, Prof. Benedicto Ocampos, Prof. Julia R. de Pessino, la señora de Redruello, la señora de Gervasoni, Chela de Fabani y su esposo Dr. Fabani, Prof. Blanca C. Pozo A. de Tirachini, Prof. Aurelio García, Prof. las hermanas Torres Delfino, Ing. Amartino, Prof. Elsa L. de Quiróz, Prof. Víctor Flury, la señora de Morán, Sarita de Izaguirre, Mirta Rígano, la señora de Pojmaevich, Dr. Sapere, la señora de Ellis, Prof. Héctor Rozados, Dr. Luis Ortega, Cr. Montanari, Cr. Urcola, Sra. de Sorrentino, Dr. Figueiras, Ing. Yankelevich, López, Cr. Negretti, Sra. Gabis, Sr. Thomas, Sra. Salcedo, Cr. Spelanzon, Serer , Sra. Arolfo, entre tantos.

Hoy nos toca homenajear a Emma Bonnahon, aquella profesora de Historia que arribó a estas tierras a ejercer su fructífera tarea.

Nació el 6 de marzo de 1934 en Santiago del Estero, a sus dos meses de vida su familia volvió a vivir a la Ciudad de Buenos Aires: ella realizó toda su vida académica ahí.

Su mamá Luisa Carol falleció cuando ella nació; su padre Pedro era gerente del Banco de la Nación Argentina: a Emma la crio su abuela paterna Julia junto con su padre y hermanos en Buenos Aires; Emma era la menor y única mujer, tenía tres hermanos: Carlos, Luis y Pedro. Sus abuelos maternos vivían en Santiago del Estero.

Se recibió de Maestra Normal. Mientras ejercía, realizó el profesorado en la Universidad del Salvador, donde obtuvo en 1966 el título de profesora de Enseñanza Secundaria Normal y Especial en Historia.
En 1967 llegó a Neuquén para ejercer como profesora titular en la Universidad del Neuquén, hoy Universidad Nacional del Comahue: terminó su carrera en esa casa de Altos Estudios en 1985.

En la foto de esta nota la vemos a Emma y su esposo Arturo, en el extremo derecho de la foto nuestra preceptora- emblema del Magisterio- doña Blanca Guiñazú de Chaneton. Simultáneamente daba clases en el Colegio Nacional General San Martín, y también desarrolló su labor como vicedirectora y directora en el Centro Provincial de Enseñanza Media 19. Durante su periodo en la universidad escribió, junto con sus colegas, artículos en libros Historia regional Norpatagónica (1981) y Neuquén, un siglo de historia, imágenes y perspectivas (1983); con este equipo de investigación de la facultad de Humanidades indagó temas de la historia regional como por ejemplo Acceso a la tierra pública en el territorio de Neuquén. Dpto. Confluencia (1880-1904), junto a otras investigadoras.

Se jubiló a los 60 años en 1994. Cuando recién había llegado a estas tierras conoció a Manuel Arturo Agudo, con el que se casó el 15 de septiembre de 1967. Don Agudo nació en Salta en 1927, el segundo de cuatro hermanos: Olga Rosa, Edmundo e Iris.

Su mamá Rosa era ama de casa y su papá Claudio, empleado. Arturo Agudo había llegado en 1965 a Plaza Huincul para trabajar en Gas del Estado, y después lo trasladaron a Neuquén, donde conoció a Emma. Tuvieron cuatro hijos: Silvina, Arturo, Carolina y Patricio. En 1997 se convirtió, Emma en abuela por primera vez y en 2008 nació el último de sus cuatro nietos.

Nuestra homenajeada falleció el 19 de noviembre de 2019. Fecunda labor de Emma como profesora Universitaria y secundaria.

Quien escribe y compañeras de Promoción 68 de Magisterio, fuimos a mostrarle nuestro afecto en la Capilla de los Dolores cuando se casaba, entre risas y puñados de arroz, para augurarle buenos deseos.
Hoy la recordamos, homenajeamos su sapiencia, su seriedad, su noble tarea de educar, su compromiso con el dictado de la materia, y la investigación, la pasión por transmitir y por enseñar a construir conocimiento acompañada de la capacitación continua, reflexión sobre la práctica docente y la adaptación a los cambios, lo que la hizo una gran profesora. ¡Feliz día estimada Emma!


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Profesora Emma Luisa Adriana Bonnahon de Agudo