DIÁLOGO ENTRE BORGES Y SÁBATO

#

Borges y Sábato discrepan.

Sábato: creo que Martín Fierro es un iracundo, un rebelde ante el tratamiento de frontera, y ante muchas de las injusticias de su tiempo.

Borges cierra y abre los ojos, se mueve un poco sin perder esa posición arrogante, pero no agresiva.

Borges: no, no pienso así, Martín Fierro no fue un rebelde. Desertó porque no le pagaban sus haberes y se pasó al enemigo, no sin esperanza de participar fructuosamete en algún malón. Pero tampoco el autor fue rebelde. José Hernández Pueyrredón pertenecía a la alta clase de los estancieros, era pariente de los Lynch y los Udaondo. Si le hubieran dicho "gaucho" se hubiera indignado. Un gaucho era algo común, pero Martín Fierro es una excepción en la llanura. Porque un matrero lo es y por eso recordamos a unos pocos: Hormiga Negra, que murió por 1905 tal vez. Es que el gaucho matrero es una excepción, como lo es el guapo entre los compadritos. Mi abuela en el '72 ó '73 vio a los soldados en el cepo. Hernández no conoció nada de eso. Se documentó, se basó mucho en el libro de su amigo Mansilla. Y por eso no aceptó que Martín Fierro sea un mensaje de protesta social; es más bien un alegato contra el Ministerio de Guerra como le llamaban entonces. No creo que Hernández ansiara un nuevo orden social, Sábato.

 

(Diálogo entre Jorge Luis Borges y Ernesto Sábato, grabado a mediados de los '70 por el periodista y escritor Orlando Baroney, reproducido en su libro "Diálogos: Borges/Sábato" que ahora se reeditó)


Comentarios


DIÁLOGO ENTRE BORGES Y SÁBATO