Disfrute total en la cuenca del Lácar

El maravilloso paisaje cordillerano es sinónimo de interminables jornadas de playa y sol.

SAN MARTIN DE LOS ANDES

El Parque Nacional Lanín y la cuenca Lácar ya dominan el centro de la escena, con San Martín de los Andes como un consumado director que marca el paso, ofrece consejo y prodiga los mejores cuidados.

La ciudad, que el pasado viernes lanzó oficialmente su temporada veraniega, supera las 6.500 plazas turísticas registradas, que llegan a casi 10.000 camas si se agregan viviendas de alquiler temporario y casas de segunda residencia.

Es el centro neurálgico del parque, al punto que en San Martín de los Andes se encuentra su sede administrativa y sus centrales operativas.

En esta ciudad, ubicada a 420 kilómetros de la capital neuquina, el visitante podrá alojarse escogiendo de entre una variada gama de establecimientos, con todas las “estrellas” disponibles según interés y presupuesto.

También, claro, podrá degustar exquisiteces en restaurantes, confiterías, chocolaterías y casas de té; gozar de espectáculos artísticos en salas teatrales o en la mismísima vía pública; tentar la suerte en el casino o recorrer San Martín de los Andes con la vista puesta en sus calles y su arquitectura típica, que son valoradas en sí mismas como un atractivo.

Pero, sobre todo, el turista podrá valerse de San Martín de los Andes para incursionar desde la ciudad en bellísimos circuitos. En esta ocasión vale la pena explorar la cuenca Lácar, que no por conocida deja de sorprender al visitante.

EL PARQUE

Primero lo primero. La cuenca Lácar se encuentra dentro del Parque Nacional Lanín, creado en 1937 para preservar los ecosistemas y paisajes naturales de la región, con casi 390.000 hectáreas de riquísima biodiversidad.

Entre los árboles propios destacan el pehuén, el roble pellín y el raulí y unas 620 especies de flora. Hay unas 250 especies de vertebrados, de las cuales 20 son exóticas, incluyendo tanto a silvestres como domésticas.

El grupo más numeroso es el de las aves, con el 62% de las especies presentes entre los límites del parque, seguidas de los mamíferos, con el 22 por ciento.

En el parque discurren cordones montañosos de gran belleza, coronados por el volcán Lanín con sus 3.776 metros sobre el nivel del mar. Alberga lagos y ríos caudalosos que desaguan en el océano Atlántico excepto -y ahora sí entramos en tema- los que conforman la cuenca Lácar, con cabecera oriental en San Martín de los Andes y que desagua a través del río Hua Hum al Pacífico.

EL LAGO

El lago Lácar y, en particular, la playa Quila Quina, fueron elegidos en 2013 por miles de usuarios del sitio www.tripin.travel entre los rincones más bellos de la Argentina.

Hasta el 1 de julio de ese año, el sitio Tripin Argentina invitó a elegir el lugar mágico del país, como maravilla natural única por su valor y reflejo de los colores y sentidos de la magia que regala la tierra. Los usuarios votaron y dejaron su opinión definiendo al lago Lácar y Quila Quina como el “Lugar Mágico” de aquel 2013.

No es para menos. El lago Lácar, con sus 25 kilómetros de longitud, ofrece múltiples opciones para disfrutar de sus aguas cristalinas, su playas y el verde de sus bosques.

Se trata de circuitos señalizados. Destaca ya desde la ciudad el sitio de interpretación de la Intendencia del Parque (temática general edilicia, flora e interculturalidad); cascada Chachín (temática genérica de las funciones del bosque); isla Santa Teresita (temática general del bosque); El Cipresal, en Villa Quila Quina (temática referida al ciprés en particular).

Pero lo dicho, Quila Quina es “la playa” del Lácar. Cuenta con confitería, sanitarios, feria de artesanos, camping, proveeduría y restaurante.

Conviene recordar que a Quila Quina se puede acceder por vía lacustre, con partida desde el puerto en la Costanera de San Martín de los Andes, o terrestre también desde la ciudad por ruta 40 (camino de Siete Lagos) y luego desvío por camino sinuoso y señalizado.

Para llegar a la villa desde San Martín de los Andes hay que recorrer 17 kilómetros, que en realidad son parte del paseo.

El ascenso terrestre va de los 640 metros sobre el nivel del mar a los que se encuentra San Martín de los Andes, hasta los 900 metros de cota máxima del camino, para luego descender una vez más hasta el nivel del lago.

El visitante encontrará playas reparadas de los vientos dominantes, con un pintoresco muelle y excepcional bahía. También hay servicio de guías de sitio que ofrecen las comunidades mapuches.

CATRITRE

Por cierto que no es la única opción. Entre otras no se puede dejar fuera de la lista a Catritre, la playa sin duda más popular de la cuenca a apenas cuatro kilómetros de San Martín de los Andes, con camping organizado a cargo de las comunidades mapuches (ver recuadro); y Yuco, camino a paso Hua Hum y a 28 kilómetros de la ciudad.

(Agencia San Martín de los Andes)


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora