El BONY busca desligarse de reclamo de bonistas europeos

La entidad donde se depositan los pagos de deuda argentina bajo legislación extranjera apeló el reclamo de eurobonistas que lograron un fallo favorable en Londres para cobrar.



#

La entidad retiene por orden del juez Griesa u$s 539 millones pagados por Argentina. Bonistas europeos reclaman u$s 226 millones.

BUENOS AIRES (DyN).- El Bank New York Mellon (BONY) presentó un escrito ante al Corte de Apelaciones de Nueva York, mediante el cual busca eximirse de responsabilidades, respecto del pedido de los eurobonistas para cobrar capital e intereses, por 226 millones de dólares, a los que hizo lugar la justicia británica. De esta manera, la entidad fiduciaria en el pago de la deuda argentina, busca deslindar responsabilidades debido a la prohibición que le impide pagar capital e intereses, a los tenedores de bonos de la deuda argentina. En el escrito, el BONY destaca que “bajo los términos del contrato de fideicomiso, los recurrentes no tiene derecho al cobro de los fondos, primero porque el país no tiene derechos sobre esos fondos y segundo, porque el interés de los recurrentes está subordinado a los derechos e intereses del BONY”. La justicia británica había fallado a favor de un grupo de eurobonistas por la falta de cancelación de los intereses de la deuda argentina por 226 millones de euros, pero no se pronunció ni ordenó a la justicia de Nueva York, para que el Bank New York Mellon ejecute el pago. La decisión, adoptada por el juez David Richards en los tribunales londinenses se produjo luego de un reclamo de un grupo de eurobonistas liderados por el magnate George Soros. Entre los litigantes están Quantum Partners, de Soros, y los fondos Knighthead Master Fund LP, RGY Investments LLC y Hayman Capital Master Fund LP. El juez de Nueva York, Thomas Griesa, ratificó el 6 de agosto pasado el congelamiento que los fondos que la Argentina depositó en las cuentas del Bank Of New York Mellon, en el Banco Central. “El Bank of New York Mellon (BONY) debe retener los fondos en sus cuentas del Banco Central de la República Argentina (BCRA) y quedar pendiente de futuras órdenes de la Corte, y no debe hacer ni permitir ninguna transferencia de fondos a menos que lo ordene la Corte”, había dicho en forma textual el magistrado. El juez había emitido esa orden en respuesta a una consulta del BONY, ante demandas que había recibido de parte de bonistas que poseen títulos con legislación europea. El BONY rechazó las acusaciones de bonistas europeos y defendió su postura al sostener que está cumpliendo con una orden judicial de su país. La Argentina depositó en las cuentas del BONY en Buenos Aires 539 millones de dólares, para hacer frente al pago de servicios de deuda que vencían el 30 de junio de 2014. Griesa le había ordenado al BONY que no los gire a Nueva York . En el escrito presentado ayer ante la Corte de Apelaciones del distrito, el BONY enfatiza que “la orden del 6 de agosto no deja ninguna duda que el BONY cumple con el contrato de fideicomiso y que no incurre en ninguna responsabilidad”.


Comentarios


El BONY busca desligarse de reclamo de bonistas europeos