El gobierno reconoce mayor inflación pero no abre paritarias

La ministra se reunió con Unter y habló de adelantar tramos, como ya Weretilneck lo acordó con ATE. UPCN nacional aceptó un 15%, en tres cuotas.



#

Silva con la conducción de Unter ayer en Viedma. (Foto: Marcelo Ochoa )

Unter destacó como positivo que el Ministerio de Educación reconociera el desfasaje entre la proyección de la inflación y la real durante los primeros cinco meses del año. Sin embargo, luego de la reunión de ayer con las máximas autoridades de esa cartera, no se produjeron acuerdos en torno de la reapertura de la discusión salarial.

Como máximo logro para el sindicato, por el momento los funcionarios encabezados por Mónica Silva sólo mostraron predisposición para abordar la cuestión y adelantaron que la próxima semana podrían tener precisiones sobre el pedido de Unter de adelantar el tramo de aumento previsto para septiembre para los salarios de este mes.

El secretario adjunto de Unter, Marcelo Nervi, informó que el Ministerio podría estar dispuesto, según se afirmó en el encuentro, a anticipar ese 8% pero recién a partir de julio y desdoblado en más de un pago. De hacerlo en junio, el aumento impactaría en los aguinaldos y por eso las autoridades rechazan esa opción.

El gremio expuso que según los datos con los que cuenta, el acumulado a abril del IPC Patagónico es del 10,8% y considerando el incremento en los ítems de vivienda y combustibles se estaría acercando al 14. Las autoridades reconocieron una inflación de cerca del 10,6%, pero reiteraron que “es fundamental garantizar y preservar la previsibilidad en el pago de los salarios y aguinaldos”.

En realidad, la ministra mantiene la línea del encuentro “informal”, realizado el 25 de mayo en Cipolletti, entre el gobernador y el secretario general de ATE, Rodolfo Aguiar donde se analizó con la aplicación de parte del 8% en los haberes de julio. Economía proyecta costos del corrimiento para una resolución gubernamental.

Mientras tanto, el gobierno provincial logró un respaldo a su estrategia con el acuerdo alcanzado por Nación con Upcn de una suba del 15%, en tres cuotas cuando esa organización en Río Negro, liderado por Juan Carlos Scalesi, resiste con fuertes críticas al mismo porcentaje propuesto, con entendiemientos por partes de otros gremios. Hace un tiempo, con los datos preliminares de la negociación, el gobernador Alberto Weretilneck ya había lanzado ese análisis comparativo frente al rechazo de la Upcn rionegrina.

El entendimiento con ATE consistió en un 15%, en tres tramos, comenzando con un 4,5% en marzo; un 2,5% en junio y un 8% en setiembre, incluyendo sumas fijas -por única vez- de 2000 pesos y 3000 pesos en los salarios inferiores. En un encuentro informal, el titular de ATE, Rodolfo Aguiar requirió al gobernador que se adelante la aplicación de parte del último tramo porcentual. Economía proyecta costos del corrimiento para una respuesta gubernamental.

Upcn insiste con su rechazo cuando este martes en Buenos Aires se anunció un acuerdo salarial, que prevé ademas conformar una mesa de diálogo y el cese -por 60 días- de los despidos en las estructuras estatales.

En lo salarial, el aumento será del 15%, con un 3% en julio, un 6% en agosto y un 6% en setiembre para los estatales con haberes por debajo de los 40.000 pesos. Las remuneraciones por encima de ese corte tendrá dos pagos únicos: 2000 pesos en julio y 4500 en agosto. Se prevé un bono general de 2000 en junio.


Comentarios


El gobierno reconoce mayor inflación pero no abre paritarias