Maltrato animal en Neuquén: de 15 caballos, 13 tenían drogas prohibidas

Para Juegos de Azar hubo además estafa en las apuestas.



1
#

2
#

El fiscal Gerez convocó a directivos de los clubes, del Instituto de Juegos de Azar y veterinarios para normatizar los controles.(Foto: Mauro Pérez )

NEUQUÉN (AN).- A menos de una semana de que se conociera que 13 de los 15 caballos que participaron de un clásico del turf neuquino habían sido drogados, los titulares de los principales hipódromos aceptaron la exigencia de la justicia para que haya controles antidoping en todos los eventos de la provincia.

La medida fue acordada ayer en la primera reunión de partes realizada en la sede de la fiscalía partir de que el fiscal general, José Gerez, pidió de crear una reglamentación provincial.

La normativa ya venía siendo diseñada entre las autoridades del Instituto de Juegos de Azar (IJAN) y el hipódromo capitalino y ayer se amplió los titulares de los de Vista Alegre y Añelo.

Los titulares de los clubes hípicos advirtieron que “la actividad ha decaído mucho por las noticias sobre el doping”.

Plantearon que con los controles obligatorios buscan que “no paguen justos por pecadores” ya que indicaron que hay casos de drogas que figuran como maltrato animal, pero son broncodilatadores o calmantes que fueron aplicados con fines terapéuticos.

Los referentes se mostraron a favor de la reglamentación que permita “blanquear” la imagen de la actividad dándole confianza a los apostadores.

Aunque también advirtieron que se sienten en una situación de “competencia desleal” con otras provincias, ya que actualmente este tipo de controles solo se realiza en los hipódromos de Buenos Aires.

El titular del hipódromo de esta capital, Tomás Martínez, remarcó que “queremos que esta regulación salga lo antes posible”.

Un punto en el que desde el IJAN, Agustín Ligambi, anticipó que “la misma reglamentación contemplará cómo se financia el costo de estos controles”.

El integrante del hipódromo local y veterinario, Carlos Munarín, aseguró que “defendemos la actividad pero sin defender el doping, ni el maltrato animal”.

Explicó que “esta es una actividad generadora de trabajo, porque hay gente que trabaja, como decimos, en las patas de los caballos y que hoy están en blanco”.

En tanto que remarcó que “desde el punto de vista afectivo ningún dueño busca lastimar a su caballo y tampoco desde el punto de vista de la inversión, porque un caballo de carreras hoy cuesta entre 100.000 y 500.000 pesos o mucho más”.

Las partes volverán a reunirse la semana entrante para avanzar en otro pedido de la fiscalía: un chequeo de la salud de los 13 caballos que dieron positivo a drogas, tanto las que representan maltrato animal como las que señalan la violación de la ley de doping.

Para ello además se deberá informar a la justicia quiénes son los dueños de cada caballo.

 

Blanqueo


Comentarios


Maltrato animal en Neuquén: de 15 caballos, 13 tenían drogas prohibidas