El Tribunal Electoral descartó abrir las urnas en Bariloche

Rechazó el planteo del Frente de Izquierda. La alianza tiene una instancia de apelación y mientras tanto las urnas siguen bajo custodia.

El escrutinio cerró y el Frente de Izquierda impugnó. Archivo

El escrutinio cerró y el Frente de Izquierda impugnó. Archivo

El planteo del Frente de Izquierda y de los Trabajadores para que se abran las urnas de 24 mesas de las elecciones municipales de Bariloche, no prosperó en el Tribunal Electoral Provincial.

El organismo provincial rechazó el planteo contra el escrutinio definitivo realizado por la Junta Electoral de Bariloche. A la fuerza política le queda una instancia de apelación y mientras tanto, las urnas siguen bajo custodia policial en la sala de sesiones del Concejo Deliberante.

La Junta Electoral Municipal ya había rechazado el planteo del Frente de Izquierda.

El Frente de Izquierda objetó 24 mesas “alegando inconsistencias detectadas en las mismas que a su entender vician el resultado de los comicios, por lo que también solicitó la revisión y el conteo voto a voto de todas ellas, en particular de los sufragios habidos para su agrupación política y del partido Unión y Libertad”.

El Frente de Izquierda terminó con una diferencia de 60 votos y con ese escaso margen no logró una banca en el Concejo Municipal, que quedó en manos del Partido Unión y Libertad (PUL).

La alianza de Izquierda había cuestionado que la Junta Electoral solo tomó en cuenta las actas de mesas y que cuando en el escrutinio provisorio con el 95% el FIT tenía una diferencia sobre el PUL que luego fue revertida.

El Tribunal Electoral en su fallo explicó que para que haya un recuento físico de las urnas, previamente debe haber un fallo favorable a los cuestionamientos realizados respecto a los cómputos en cada una de las mesas observadas.

Sin embargo, en este caso no existieron reclamos oportunos ni “tampoco existió objeción de la forma en que la Junta Electoral Municipal llevó adelante el propio proceso de escrutinio”.

El tribunal insistió que no hay observaciones por parte de fiscales partidarios y tomó como precedente que la Cámara Electoral Nacional fijó un criterio al indicar que "si los fiscales partidarios no asisten o se retiran del acto de escrutinio, no pueden luego cuestionar sus resultados".

Indicó además que el Frente de Izquierda "no acompañó documental alguna que acredite sus reclamos" y enfatizó que de las mesas objetadas " no surge queja ni reclamo de fiscal alguno de la Alianza apelante”.

En su dictamen, también el Ministerio Público opinó que se debía rechazar el planteo y argumentó que “ninguno de los fiscales los partidos participantes han efectuado observaciones al momento de realizar el escrutinio de mesa al cierre del acto comicial, ni medió cuestionamiento alguno respecto del desarrollo del mismo”.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


El Tribunal Electoral descartó abrir las urnas en Bariloche