"Encendieron la esperanza"

Cooperativas que recuperan empresas y fábricas en procesos críticos fueron la constante a partir de la crisis del 2001.

Uno de los grandes problemas que enfrentó nuestra sociedad en ese período fue el desempleo. Sus consecuencias excedieron lo estrictamente económico.

La desocupación es madre de la violencia y de la inseguridad. La ausencia de ocupación estable y remunerada genera angustia, desdibuja la identidad personal y provoca reacciones antisociales que afectan la convivencia pacífica de los individuos.

Una de las respuestas ante esta nueva situación ha sido el surgimiento del movimiento de empresas o fábricas recuperadas, para darle continuidad al trabajo y reactivar las empresas en quiebra, concursadas y/o abandonadas por sus dueños.

La autogestión cooperativa ha logrado la inversión de roles, por medio de los cuales son los propios actores, los trabajadores asociados. Por estos días, rindo tributo a aquellos compañeros de Zanon que con tanto coraje y esfuerzo encendieron la esperanza de tantas familias sumergidas en la incertidumbre.

Edgardo J. Maggio

DNI 11.029.746

Capacitador Cooperativista

Zapala


Comentarios


«Encendieron la esperanza»