España coloca deuda con una tasa en alza





MADRID.- Aumento de la tensión en los mercados, explosión de la deuda, desempleo récord: las malas noticias no dejan respiro al gobierno español, en un momento en que lanza un esfuerzo de austeridad inédito esperando convencer de que el país podrá prescindir de una ayuda exterior. Tras semanas de relajación en los mercados gracias a las inyecciones de liquidez del Banco Central Europeo, España tuvo que pagar ayer tasas en neta alza para su primera subasta de deuda tras la presentación de los presupuestos 2012. “España vuelve a ser el ojo del huracán”, afirmó Soledad Pellón, analista de la firma de corretaje IG Markets, para quien “ésta ha sido, sin duda, la peor subasta en mucho tiempo”. Percibida como un barómetro, la emisión de obligaciones a tres, cuatro y ocho años fue recibida por una demanda de más del doble del importe colocado, pero con tasas en alza. Con un total de 2.589 millones de euros, el Tesoro español prefirió quedarse en el mínimo de su objetivo, de entre 2.500 y 3.500 millones de euros. “Ha habido buena demanda y además hemos dado dentro del rango y a precio de mercado”, subrayó un responsable del ministerio de Economía. Prudente, el Tesoro había aprovechado las tasas en baja del primer trimestre para llenar sus reservas: ya cubrió el 47% de su programa de nueva deuda para 2012, que prevé 86.000 millones de euros brutos de emisiones a medio y largo plazo. Pero para muchos analistas, el aumento de tensión hace temer una nueva etapa de agitación en la Eurozona. Consciente de la tempestad que se le puede venir encima, España, cuya deuda pública debería dispararse hasta el 79,8% del PBI este año (frente a 68,5% en 2011), se dispone a hacer un esfuerzo de austeridad: reducir su déficit público de 8,51% del PBI en 2011 a 5,3% este año, un objetivo impuesto por sus socios europeos. (AFP)

AP


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
España coloca deuda con una tasa en alza