Exclusivo Suscriptores

Cuánto gastará el Poder Judicial de Neuquén en 2024

Los vocales ya preparan el presupuesto, corridos por los nuevos tiempos que marcó el gobernador saliente Gutiérrez y bajo la mirada del electo Figueroa.

Dentro de tres meses, los cuatro vocales y la vocal del Tribunal Superior de Justicia de Neuquén elegirán al presidente que conducirá el Poder Judicial durante 2024, el primer año de gestión de Rolando Figueroa. Quien asuma el cargo deberá mantener un contacto fluido con el gobernador, porque el equilibrio presupuestario necesitará quizá como nunca antes del auxilio que le brinde el Poder Ejecutivo. En la ecuación también se define la independencia de poderes.

En los últimos años, en promedio, el Poder Judicial recibió ayuda financiera del gobierno para cubrir alrededor del 30% de sus erogaciones. En 2023 ese porcentaje trepará al 50%, según lo proyectado. Aún no está estimado cuánto necesitará en 2024 pero los pronósticos son alarmantes.

Las herramientas para contener el gasto son reducidas: el 92% lo representa los sueldos de magistrados, funcionarios y empleados, y está proyectado que la planta siga creciendo.

La decisión del gobernador Omar Gutiérrez de adelantar 15 días la presentación del presupuesto 2024 en la Legislatura apuró los tiempos. La administradora general subrogante Karina Reina (sí, el concurso para definir al o la titular sigue sin definición y es probable que se declare desierto) ya pidió informes a las diversas áreas, y ahora tendrá que ajustar los números del proyecto que enviará a los diputados.

Lo proyectado y lo gastado este año


De acuerdo con la información a la que accedió diario RÍO NEGRO, el presupuesto 2023 del Poder Judicial estimaba gastos por 40.000 millones de pesos en números redondos (40.388.198.671 es la cifra exacta), y la proyección es que las erogaciones sumarán 61.350 millones de pesos. Es decir, más del 50% por encima de lo previsto. Es como el meme «en Instagram/en la vida real».

La situación financiera del Poder Judicial: en Instagram/en la vida real.

La inflación acumulada y la devaluación ordenada por el Fondo Monetario Internacional después de las Primarias impactaron de lleno en los costos de funcionamiento. Ante el panorama incierto que se presenta, es probable que para 2024 el Poder Judicial solicite un piso de 100 mil millones de pesos.

De dónde salen los recursos


Como se sabe, el principal nutriente de las arcas judiciales es el 18% de la coparticipación federal de impuestos, que en alguna época le alcanzó y sobró. Eran los tiempos de autarquía financiera.

La estimación para 2023 fue que la Coparticipación aportaría el 68% de los ingresos, y los aportes del tesoro (llamados «contribuciones figurativas») el 30%.

El nuevo cálculo arroja que la Coparticipación representará el 62% de los recursos y el 58% del gasto total.

En cuanto a los aportes del tesoro, se proyecta que significarán el 35% de los recursos y el 32% del gasto.

Sin embargo, el dato relevante es que este año el Poder Judicial le pidió a la provincia el 68% más de lo que había planificado, mientras que por Coparticipación recibió apenas 29% más.

El déficit del primer semestre


Un informe de gestión sobre el primer semestre que circula en el Tribunal le otorga fundamento y contexto a la situación actual y futura.

Señala que «la ejecución presupuestaria durante el período enero-julio distó significativamente de lo previsto en la etapa de formulación presupuestaria debido al incremento generalizado de precios, producto de la situación económica del país».

El resultado financiero del citado período fue deficitario en -$1.358 millones de pesos.

«El mismo se compone por deuda en concepto de aportes y contribuciones patronales, exigible los primeros días del mes de siguiente de su devengamiento. La misma fue totalmente cancelada con la asistencia del Tesoro Provincial vía contribuciones figurativas, ingresadas en el presente mes», añade.

El informe en poder de los vocales y la vocal indica que «en materia recursos, con una inflación acumulada en el período del 60,2 %, el Poder Ejecutivo reestimó los ingresos por coparticipación para el presente ejercicio en tan solo +29%».

En materia de gastos, «los mismos continuarán creciendo, como consecuencia de la abrupta devaluación dispuesta por el gobierno nacional el 14 de agosto pasado -en un contexto de cepo cambiario- generando un inmediato traspaso a los precios con expectativas de incremento de la inflación en lo que resta del año».

Impacto en los costos de funcionamiento


«Esta situación impactará directa y significativamente en los costos de funcionamiento de este Poder Judicial, con la consecuente necesidad de mayor asistencia financiera del Tesoro Provincial -por encima de los montos estimados inicialmente- y/o la aplicación de medidas de contención del gasto, para poder alcanzar el equilibrio fiscal».

Y concluye: «El delicado contexto macroeconómico exige un seguimiento constante del flujo de ingresos y gastos, aplicando principios de prudencia y razonabilidad; máxime por la incertidumbre económica que genera el escenario electoral durante los próximos meses».


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora