Muerte del petrolero: la hipótesis de la tragedia y las dudas que no se despejan

Esta tarde los investigadores recorrieron el yacimiento de Río Neuquén donde falleció Víctor Vázquez. Hay acuerdo entre los peritos sobre las causas del incidente.





Una fuga de gas es la principal hipótesis de los investigadores sobre la causa que desencadenó la muerte de Víctor Vázquez, el petrolero que prestaba servicio para la empresa Rakiduamn, contratista de YPF en el yacimiento Río Neuquén. Es la conclusión a la que arribaron los peritos de parte que hoy realizaron una inspección en el yacimiento petrolero, ubicado en la zona de Barda del Medio, en Río Negro.

Participaron especialistas que dispusieron el Ministerio Público Fiscal, el Sindicato de Petroleros, el gobierno provincial y los abogados de las empresas que intervinieron en el trabajo de producción que realizaban los operarios. Lo que no hubo acuerdo es sobre la causa que generó la fuga de gas.

Según indicaron fuentes del Ministerio Público hay acuerdo en que no hubo ninguna explosión en el pozo y que tampoco hubo fallas en los ductos que forman parte del pozo de gas. Por eso la declaración de Hugo Rodríguez, sobreviviente del trágico incidente, será clave para terminar de esclarecer lo ocurrido en la medianoche del martes pasado.


Se confirmó que la mujer del operario fallecido se constituyó como querellante en el proceso penal.  Hay acuerdo en que no hubo explosión en la válvula, se constató que estaba intacta, en las roscas y en todas las partes que las conforman.

Se constató que el fallecimiento se da porque el operario recibió un golpe con una línea -cañería- y ese golpe lo recibe producto de una emanación de energía que tiene que ver con una fuga de gas, violenta y con mucha presión. En ese punto los peritos de parte tienen una explicación distinta sobre las causas del desprendimiento de la cañería.

En eso trabajan los especialistas para poder tener una teoría más acabada del que sucedió. La comitiva del Ministerio Público Fiscal estuvo encabezada por el fiscal jefe Gustavo Herrera quien ya el miércoles había recorrido el sector para entrevistarse tanto con autoridades de la empresa de servicio como de la operadora.

El fiscal ya había adelantado que la principal preocupación del Sindicato de Petroleros Privados es determinar si los trabajadores contaban con todas las medidas de seguridad para operar el pozo. Además definir si estaban en el momento del hecho las personas necesarias para esa actividad. El apoderado del gremio  Marcelo Hertzriken Velasco también participó del recorrido.


Desde la empresa Rakiduamn ya habían resaltado que Vázquez era un operador categoría siete en flowback, con 10 años de experiencia, y que Rodríguez, su compañero, tiene el mismo nivel. Es decir que tenía una antigüedad importante en el rubro.


Temas

Río Negro

Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Muerte del petrolero: la hipótesis de la tragedia y las dudas que no se despejan