La innovación y la creatividad en los profesores activos

El saber de otro tema ajeno al que uno ha sido formado también ayuda a tener una mente más plástica y abierta a la relación y aplicaciones transversales de los conocimientos.

Por Marcelo A. Angriman*

Algo es innovador cuando supera las expectativas del destinatario, de aquel que recibe tal innovación. De modo tal que para que la innovación se dé, deberá ser algo ingenioso y útil. Es por ello que se la asocia a la idea de eficacia.

En tanto es posible ser creativo sin ser innovador, cuando respondo con ideas nuevas a las expectativas esperadas. En tal caso, se emparenta con el concepto de calidad.

La innovación y la creatividad no es algo que se estimule en la formación del educador físico, más bien este acude a ellas por necesidad, ante la demanda de situaciones que se le presentan a diario.

Muchas de las actividades novedosas que se proponen, son producto de limitantes de espacio, de las capacidades de los alumnos o dirigidos, de problemáticas socioeconómicas o del emergente. El educador, se convierte así en un hacedor de buenos logros con escasos recursos. He allí un remanido disparador, por cierto indeseado, de la creatividad de los profesores.

Es frecuente que los educadores del movimiento, estimulen a sus alumnos a realizar actividades con materiales alternativos, a plantear juegos modificados en sus reglas y a generar en los mismos con un propósito preestablecido, cambios de paradigmas.

De tal suerte y en base a las habilidades del docente, una actividad pensada para ser competitiva puede transformarse en otra cooperativa. También se puede estimular el cumplimiento de normas o de respeto entre pares, asignando mayor puntaje a ciertos logros que a otros.

En fin, es el docente quien tiene las llaves para hacer del espacio de clase, un momento distinto, divertido y creativo.

Federico Fros Campelo en su obra: “El genio que llevamos dentro”, propone para ser creativo el seguimiento de un método. El mismo consiste en: a) Clasificar y ordenar. b) Buscar patrones. c) Analogías. d) Romper atributos. e) Recurrir a la emoción.

Los Juegos Olímpicos de la Juventud de Buenos Aires 2018 fueron buenos ejemplos de actividades innovadoras en este campo, tales como el BMX Free Style, el Breaking, el Handball Playa, el Básquet 3 x 3. En todos los casos, el objetivo fue que hubiera más cantidad de disciplinas con menor número de participantes y respetando la presencia de mujeres y varones.

Así por ejemplo en el Básquet 3 x 3 se buscó el mismo patrón que en el Basquetbol formal, pero se redujo la cancha, se disminuyó el número de jugadores y se modificaron algunas reglas, tendiendo a que la actividad no perdiera su emoción. Lo mismo sucedió con el Handball playa y con la bicicleta acrobática, donde las destrezas y fantasías, con este último fin, fueron premiadas con mayor puntaje.

A su vez tal encuentro fue generador de cambios sustentables para la Ciudad de Buenos Aires, al construirse un conjunto de edificios- hoy habitados- en una zona abandonada de Villa Soldati; tal como sucediera con el Barrio Olímpico de Londres, tras los Juegos Olímpicos del 2012.

Si siguiésemos el procedimiento creativo aplicado al deporte. Podríamos concluir en que el Korfball es un derivado, del básquetbol o del cestoball, en el cual se modificaron los atributos del aro, de la cantidad de participantes, apuntando a la participación mixta de mujeres y varones.

En la actividad física a su vez se ven nuevos modelos de prácticas corporales como el Cross Fit, Pilates o Trabajos en circuito, que son adaptaciones creativas de ejercicios existentes o de otros sistemas de entrenamiento, en ámbitos más reducidos y con buena cantidad de participantes.

En todos los casos, se verifica lo que se llama la “imitación creativa”, que al decir del mencionado autor, se dan en un 90% de las llamadas innovaciones.

Los resultados de la creatividad, no suelen ser producto de la generación espontánea o de una serendipia entendida como el hallazgo casual. Tal como sucediera con la penicilina, descubierta de manera fortuita por Alexander Fleming en 1928.

Para que a Thomas Alva Edison se le “prendiera la lamparita” incandescente probó durante más de dos mil ocasiones con diferentes materiales. Cuando fue consultado acerca de si tales fracasos no lo amilanaron, lejos de ello dijo: “Ahora se más de dos mil maneras en que la lámpara no funciona”.

A la creatividad es bueno estimularla, buscando inspiración en el arte en cualquiera de sus manifestaciones (lectura, música, cine, teatro, charlas, danza, pintura, etc.), en el poder viajar y conocer diferentes realidades y en conformar grupos con personas de diferentes vertientes, con distintas miradas.

El ocuparse de conocer mucho sobre otro tema ajeno al que uno ha sido formado, también ayuda a tener una mente más plástica y abierta a la relación y las aplicaciones transversales de los conocimientos.

En fin, en la innovación y la creatividad, la gestión de las emociones y el conocimiento de las funciones escondidas del cerebro, están las claves para tratar al ser humano integralmente.

Entendiendo que para llegar al músculo, no hay vuelos directos. Primero habrá que pasar hacer escala en la inteligencia y en la emoción.

*Abogado. Prof. Nac. Educación Física - angrimanmarcelo@gmail.com


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


La innovación y la creatividad en los profesores activos