La resurrección de David, parte II

'Nalbi' sobrevivió a tres match points y ganó en cinco sets. Es la segunda vez en el torneo que levanta dos parciales.



#

La increíble mentalidad ganadora de Nalbandian le permitió meterse en los octavos de final del Abierto de Australia.

Para David, el sufrimiento y la resurrección ya se tornaron una costumbre en este primer Grand Slam del año en tierra australiana.

Como en la primera ronda ante el serbio Janko Tipsarevic, cuando estuvo dos sets abajo y match points, a Nalbandian le sobró garra para levantar un partido que prácticamente tenía perdido. Caía 7-5, 6-4 , 5-4 y 0-40 con el francés Sebastien Grosjean y parecía que el cordobés se despedía de Melbourne. Pero el milagro ocurrió.

David levantó el game, igualó en 5 y ya nada fue lo mismo. Grosjean acusó el golpe, del que no se pudo recuperar. Lo que siguió fue todo del unquillense, que finalmente terminó ganando 5-7, 4-6, 7-6 (7-4), 6-4 y 6-1, en 3h56m.

Ahora, Nalbandian enfrentará en octavos de final al vencedor del duelo entre los alemanes Tommy Haas y Florian Mayer, que jugaban al cierre de esta edición.

En tanto, Juan Ignacio Chela poco pudo hacer ante británico Andy Murray y dejó como único representante argentino en el torneo a Nalbandian.

El de Ciudad Evita cayó por 6-3, 6-2 y 6-4 en un partido que fue parejo hasta el sexto game del capítulo inicial.

A partir de allí, Chela tuvo problemas con su saque y Murray los aprovechó para quedarse con el set, una desventaja que el argentino ya no pudo remontar.


Comentarios


La resurrección de David, parte II