Lluvia de pájaros



#

Las calles de Griggstown cubiertas por estorninos muertos.

FRANKLIN, Nueva Jersey (AP) – Los restos de estorninos siguen cubriendo los caminos nevados y los jardines de la comunidad rural de Griggstown, en el centro de Nueva Jersey, tres días después de que funcionarios federales usaran un pesticida para matar a unos 5.000 de esos pájaros.

Todavía el lunes, muchos residentes no se habían repuesto de la impresión causada por la súbita muerte de tantos pájaros. Algunos ignoraban que las muertes habían sido resultado de una labor intencional. Las autoridades, entre tanto, intentaron asegurar que el pesticida no causa daño a seres humanos o a mascotas. “Empezaron a llover pájaros”, dijo Brian Levine, alcalde del ayuntamiento de Franklin. Muchos residentes “se angustiaron un poco”, agregó. El Departamento de Agricultura de Estados Unidos llamó la semana pasada a la policía y al departamento de Salud Pública del condado de Somerset, para advertir que matarían gran cantidad de pájaros como parte de un programa de sacrificio selectivo. Pero a nadie se le informó que habría una lluvia de pájaros muertos sobre la comunidad, dijo Levine.

Griggstown es una comunidad de pequeñas granjas y caminos angostos a unos 15 kilómetros de Princeton, sede de una famosa universidad.


Comentarios


Lluvia de pájaros