Los presos de la U11 de Neuquén tienen poca ayuda psicológica

Tras la muerte de un interno por un presunto suicidio, el Ministerio Público de la Defensa planteó la falta de tratamiento psicológico que reciben en las unidades penitenciarias. Reiteraron la necesidad de crear un servicio penitenciario provincial.



En el complejo de Parque Industrial hay 242 reclusos. (Foto; Juan Thomes)

En el complejo de Parque Industrial hay 242 reclusos. (Foto; Juan Thomes)

La aparente suicidio de un interno en la U11 de Neuquén dejó al desnudo la falta de contención que reciben los internos en la unidad de detención del Parque Industrial de Neuquén. Si bien en el penal existe un servicio de psiquiatría contratado por la Policía, que está encargado de realizar evaluaciones y derivaciones, el tratamiento de los presos es por fuera de la unidad y muy burocrático.

El funcionario de la secretaría de Ejecución Penal del Ministerio Público de la Defensa de Neuquén, Juan Galarraga, explicó que los internos del penal se encuentran muy disconformes con la atención que reciben. “Por lo que yo puedo hablar con ellos en las entrevistas personales, cada problema que tienen lo resuelven con pastillas. Si es algo familiar, si es depresión, cualquier cosa les suministran pastillas”, criticó el funcionario.

El diagnóstico se generó tras la muerte de Lucas Lira, un joven quien cumplía condena desde el 2017. La causa es investigada por la fiscalía como un suicidio. Es el segundo hecho de estas características que se registra en los último años tras la muerte de Juan Pablo Alveal, ocurrida en junio del 2016.

El funcionario judicial explicó que el tema se aborda en una mesa de trabajo entre los ministerios de Educación y de Salud y la dirección de Población Judicializada. Ante ellos, la Defensa insistió con la falta de actividades que tienen los 242 reclusos de la U11. En el año 2017, la jueza de Ejecución Penal Raquel Gass, había instado al Ejecutivo Provincial a instalar un servicio de Salud Mental en las cárceles de Neuquén.

Los internos no tienen tratamiento y después reciben informes negativos porque no tienen tratamiento. Es algo ridículo”.

Juan Galarraga es funcionario judicial de Ejecución Penal.

Galarraga explicó que “no hay psicólogos en la Unidad, el tratamiento se hace conforme a la disponibilidad de móviles para hacer los traslados”. Agregó que en la mesa de diálogo, participan representantes de Población Judicializada, quienes tienen la función de dar tratamiento psicológico, pero tampoco tienen profesionales.

“Se están realizando algunos concursos, pero el tema es que por los salarios bajos que se pagan y la problemática que esto importa, esos concursos quedan desiertos porque nadie quiere trabajar con esas condiciones”, dijo.

Detalló que las primeras atenciones en la U11 las hace un psiquiatra contratado por la policía y no pertenece al sistema público de Salud. “Hace poco tiempo hay una especie de convenio con Salud donde el psiquiatra tiene que hacer derivaciones, pero están supeditadas a la posibilidad del traslado. Algunas atenciones se realizan con psicólogos en una salita que está cerca del barrio Parque Industrial, otras las hace el hospital y otros pagan consulta donde pueden. Pero todo está supeditado a la disponibilidad de una unidad de traslado”, explicó.

Proponen crear un servicio penitenciario provincial

Este año dos diputados de la oposición volvieron a insistir con el proyecto de ley para crear un servicio penitenciario provincial ya que actualmente son los agentes de la policía provincial los que cumplen la función de guardiacárceles en las unidades de detención.

La iniciativa presentada por los legisladores Raúl Podestá (Frente Grande) y Alejandro Vidal (Unión Cívica Radical) plantea la puesta en marcha de un sistema que dependa de una autoridad civil, con personal capacitado. Se define no sólo las normas de trato, sino que determina como se desarrollarán los ámbitos de trabajo, educación y la asistencia médica de las personas privadas de la libertad.

Sobre ese aspecto, el funcionario de la secretaría de Ejecución Penal, Juan Galarraga manifestó que la creación de un servicio penitenciario provincial sería un paso hacia adelante respecto a los derechos de los internos y explicó que “policía tienen como función prevenir el delito, no el trato y tratamiento del detenido, no están capacitados para eso”.


Comentarios


Los presos de la U11 de Neuquén tienen poca ayuda psicológica