Luchando con Satanás en el sur de Chile

Un párroco le realizó un exorcismo a una joven.



SANTIAGO DE CHILE (DPA) – Un párroco de la sureña ciudad chilena de Puerto Montt aseguró que tuvo que realizar un rito de exorcismo a una menor de 17 años, a quien había visitado para darle la santa unción, según publicó el diario “La Tercera” de Santiago.

El padre Nelson González, de la parroquia San José Obrero, relató al medio que el hecho ocurrió la noche del lunes pasado, cuando fue llamado por la familia de la joven estudiante de Enseñanza Media.

Al respecto, afirmó que “de repente salió el demonio y tuvimos que enfrentarlo con fuerza espiritual, fe y oración”.

La madre de la joven dijo que su hija había experimentado una rara enfermedad que no había podido ser resuelta por los médicos.

“Estábamos en una fiesta familiar la noche del sábado y, de repente, ella empezó a llorar desconsoladamente pidiendo perdón a sus hermanos y a sus abuelos. '¡Me van a llevar, ya vienen por mí!', decía, y se despedía de todos. Tenía los ojos desorbitados. Y después empezó a desmayarse y a tener convulsiones”, indicó la mujer.

Tras ese episodio, fue trasladada al Hospital de Puerto Montt, donde se le suministraron suero y sedantes por una crisis nerviosa, antes de ser dada de alta. Pero la salud de la joven, identificada como Daniela, fue empeorando hasta quedar postrada en cama.

“Cuando la llevamos a la Iglesia Evangélica, ni agarrándola entre siete logramos que entrara. Una 'machi' (curandera indígena) nos dijo que a ella le habían hecho un mal grande. Entonces decidimos llamar al Padre”, agregó la madre de la escolar.

El sacerdote, quien es director de la radio del Arzobispado de Puerto Montt y realiza comentarios religiosos en un canal de TV cable local, dijo que fue a dar la unción normalmente como para cualquier enfermo desahuciado pero que se desencadenaron extraños hechos.

El religioso recordó que debió solicitar la ayuda de otro sacerdote, de algunos feligreses y de la propia familia de Daniela para que, con oración e invocaciones, pudiera realizar el exorcismo, que duró alrededor de dos horas.

“La niña hablaba en otras lenguas, extrañas, raras, emitía voces extrañas… te escupe, le sale espuma por la boca, te insulta”, narró el cura a “La Tercera”.

El arzobispo de Puerto Montt, Cristián Caro, confirmó al medio la versión del cura y dijo que conversaron respecto del tema. Si bien para el prelado la situación no constituye un exorcismo propiamente tal “por la ausencia de una investigación canónica que permita descartar casos de trastornos psicológicos”, validó el trabajo del religioso.

“Esto fue, más bien, una oración prolongada con otro sacerdote, miembros de la comunidad y con la familia de la niña, al presentar ella manifestaciones de espíritus malignos y resistirse a someterse a la voluntad del Señor”, indicó monseñor Caro.

Añadió que el clérigo “hizo lo que tenía que hacer cuando la cosa se anduvo complicando”, y reconoció que -de acuerdo con el testimonio de González- la joven, identificada como Daniela, “presentaba signos de estar influida por el espíritu del mal”.

Los ritos de exorcismo se remontan a las leyes aprobadas por el Papa Pablo V en 1614. Se trata de 21 normas que cada exorcista debe considerar cada vez que intente liberar a alguien de una o más posesiones diabólicas.


Comentarios


Luchando con Satanás en el sur de Chile