Martínez criticó “el permanente cambio de reglas” de la política energética

El diputado del Frente de Todos y presidente de la comisión de Energía de la Cámara de Diputados reclamó que las decisiones nacionales se consensúen con las provincias productoras.



Foto: Archivo.

Foto: Archivo.

El diputado nacional Darío Martínez le reclamó al gobierno nacional por el “permanente cambio de reglas” de la política energética lo que genera “incertidumbre a las empresas productoras” e impacta tanto en el nivel de actividad como en la marcha de los trabajos en curso y en los planes de inversión”. Consideró que “las condiciones de producción y las reglas de juego para el sector hidrocarburífero deben ser estables a largo plazo y acordadas con las provincias productoras”.

Martínez, que preside la comisión de Energía de la Cámara de Diputados y es candidato a renovar la banca por el Frente de Todos, sostuvo que “el gobierno macrista pasó de la noche a la mañana de sostener el más puro dogma liberal a un intervencionismo feroz. Viró absolutamente y en forma inconsulta, su política de precios de los combustibles, llevándose puestos los intereses de las provincias productoras, sus recursos financieros provenientes de las regalías, su estabilidad presupuestaria, poniendo en peligro el nivel de empleo del sector hidrocarburífero”.

El legislador señaló que “los cambios inconsultos, unilaterales y sorpresivos de las reglas de juego solo generan inseguridad jurídica, retracción en la inversión, conflictos y demandas judiciales, y retracción en la actividad con su consiguiente impacto en los trabajadores, en las finanzas y en las economías de las provincias productoras”.

Martínez también opinó sobre la quita del IVA a productos de primera necesidad y aseguró que “sólo beneficia a los formadores de precios”. Dijo que la medida “no va a traer aparejado una mejora sensible en los precios al público de esos productos” sino que “sólo va a generar una merma en la recaudación de ese recurso público, sin una mejora proporcional en los bolsillos de trabajadores y jubilados”.

“Si se tiene por objeto beneficiar a los sectores más desprotegidos y de menores ingresos, haciéndoles más baratos y accesibles los productos de la canasta familiar, es mucho más efectivo, directo y justo determinar la devolución del IVA al consumidor en cada compra (como ya se ha hecho), generando simultáneamente un menor costo fiscal”, finalizó.


Comentarios


Martínez criticó “el permanente cambio de reglas” de la política energética