Murió calcinado en su casa

El fuego desatado a la madrugada de ayer sorprendió, aparentemente mientras dormía, al único habitante, de 80 años de edad, de una precaria vivienda en un barrio cipoleño.



#

Los restos de la construcción humeaban ayer, aun varias horas después de haberse iniciado el trágico incendio.(Foto: miguel gambera )

Un hombre de 80 años murió calcinado mientras dormía en una precaria vivienda en el barrio María Elvira. El hecho ocurrió en la madrugada de ayer en una vivienda ubicada muy cerca del río, a unos doscientos metros del ingreso a la barriada.

El hombre de apellido Bértiz vivía solo en el domicilio donde también tenía una despensa. La causa de incendio aún no está confirmada, pero la primera hipótesis sería un desperfecto eléctrico. También se analiza la posibilidad de que el fuego se haya iniciado tras un problema con un mechero. El fuego consumió toda la vivienda y sólo se visualizan los restos de las camas, las estanterías del negocio y las botellas con gaseosas.

Según los vecinos, el fuego no dejó reaccionar al hombre que ni siquiera pudo salir de su vivienda. Las llamas alcanzaron hasta unos 20 metros de altura y la casa de material muy propenso al fuego ardió rápido. Para sofocar el fuego debieron trabajar dos dotaciones de bomberos. El hecho ocurrió cerca de las 2 de la madrugada de ayer. La distancia entre la vivienda y el resto de casas fue la única razón de que no haya más construcciones dañadas.

En el lugar, además de los bomberos, trabajó personal de la Comisaría IV, Criminalística y del hospital local. Hasta entrado al mediodía todavía se podía ver el humo en la vivienda destruida.

La unidad de criminalística trabajó varias horas para recabar información y poder realizar el informe pertinente para dar cuenta de las causas del siniestro. Extraoficialmente, la primera hipótesis es que se trataría de un desperfecto eléctrico, pero hay que esperar las conclusiones de las pericias. Por el hecho se inició una causa en el juzgado de turno por “muerte dudosa”.

Un vecino cercano a Bértiz dijo que cuando salieron, las llamas habían trepado los árboles y alcanzaban más de 20 metros de alto. “No pudimos hacer nada, estaba todo ardiendo” explicó. El hombre hacía unos 30 años que estaba en ese lugar. Tenía familiares, pero vivía solo.

El hecho fue confirmado por el comisario de la Unidad IV Adrián Castillo. “La dotación pudo sofocar el fuego pero se había quemado todo porque la vivienda era muy precaria”, sintetizó.

La primera hipótesis tras las pericias, que de todos modos deberán confirmarse, indicarían que el origen del fuego fue un desperfecto eléctrico.

La magnitud

Datos

La primera hipótesis tras las pericias, que de todos modos deberán confirmarse, indicarían que el origen del fuego fue un desperfecto eléctrico.
20 metros
de altura alcanzaron las llamas que incluso prendieron a los árboles cercanos a la
casa-habitación y despensa.

Comentarios


Murió calcinado en su casa