Los trabajadores de La Reginense denuncian robos y destrozos en el edificio

El primer hecho fue denunciado el 21 de diciembre y por ello hay dos detenidos. Hasta el momento se llevaron bombas, cables de bronce y ocasionaron daños en la sala de máquinas.





La precaria situación de la empresa sidrera ícono de Regina se agrava cada vez más. En esta oportunidad los trabajadores de La Reginense acusaron de una ola de robos en las instalaciones por parte de delincuentes de la localidad. Por su parte los propietarios de la firma no responden a los llamados para que se aumente la seguridad.

Si bien la denuncia se hizo pública ayer en las redes sociales de Obreros Autoconvocados de La Reginense, la oleada de hechos viene sucediendo desde finales de diciembre. La mayoría de los ingresos hasta la fecha se dan en el horario nocturno, teniendo como principal acceso un portón que se encuentra próximo al anfiteatro municipal «Cono Randazzo».

«En la noche es una boca de lobo porque solo hacemos guardias por cuatro horas. Lo peor de todo es que se están metiendo al galpón», comentó Ricardo Marín, guardia de la seguridad de la empresa. Vale aclarar que debido al reclamo salarial de 13 meses en el retraso en los pagos, la permanencia de los empleados en el sitio es reducida.

Los robos comenzaron en la sala de máquinas. Foto gentileza

En estas semanas los delincuentes se hicieron de motores, cables de bronce, llaves e incluso cableado subterráneo que los propios obreros desconocían de su existencia. La mayor preocupación del personal radica en los posibles daños que pueda sufrir el galpón de empaque, sitio donde se encuentra maquinaria electrónica que demandaría mucho esfuerzo reparar.

La persona que quiera venir a reactivar la empresa y veo el estado en que está, va a darse la vuelta.

Ricardo Marín, empleado de La Reginense

«La primer denuncia fue el 21 de diciembre. En aquel momento encontramos un auto blanco sospechoso con tres personas. La policía tardó 20 minutos en venir, estábamos desesperados», precisó Marín. Las denuncias fueron radicadas en la Comisaría Quinta, quienes detuvieron a dos de los implicados.

Se solicitó a las autoridades una vigilancia policial las 24 horas, aunque no se obtuvo una respuesta favorable. Los encargados de gestionar tal diligencia deberían ser los socios accionistas, mismos que no responden las llamadas de los trabajadores. «No aparecen los socios, no contestan. Hicieron un abandono total de la empresa y el personal», finalizó.

El grupo de Autoconvocados decidió recurrir a la Cámara de Comercio de Regina para que agilicen los trámites, pero aún se encuentran a la espera de alguna novedad.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Los trabajadores de La Reginense denuncian robos y destrozos en el edificio