Río Negro: el adicional para el personal de Salud parece complicarse

En la reunión con hospitalarios autoconvocados, la gobernadora habló del pago de una compensación. Su análisis se preveía para este miércoles en Cipolletti. Esta opción se diluye -en lo inmediato- por la escasez financiera y exigencias adicionales de ATE.

La posibilidad inmediata de un adicional salarial para el personal de Salud se complica entre las exigencias gremiales y las limitaciones financieras.

Se trata de la compensación prometida en Bariloche por la gobernadora Arabela Carreras ante los hospitalarios autoconvocados, que mantienen protestas por la solicitud de otra mejora al considerar insuficiente el aumento salarial otorgado.

Los movilizados, liderados por la Asociación de Técnicos y Profesionales (ATP), advierten que la suma fija de 6.000 pesos no tuvo el impacto que sí se registró en remuneraciones inferiores. El gobierno anunció una suba del 22,5% entre haberes de septiembre y octubre. Los médicos afirman que, en sus casos, no llegó al 15%. Ya en marzo, otra suma fija liquidada -4.000 pesos- también originó un mejora porcentual menor.

Los hospitalarios se mantuvieron movilizados esta semana pero bajaron sus acciones de protesta -por caso, en Viedma no hubo movilización. Ocurre que hay expectativas en la reunión del miércoles donde se espera una oferta gubernamental.

En los últimos días, Carreras habría revisado ese compromiso, cuanto menos, en los tiempos que se preveían. En principio, redireccionó la definición al ámbito de la Función Pública, puntualmente a la negociación con ATE, que irrumpió y logró que el posible plus alcance a otros agentes “esenciales”, como en el SENAF y Desarrollo Humano.

En la reunión en Bariloche, la gobernadora habló de una compensación direccionada a médicos y profesionales, con el propósito de corregir el desfasaje de la suma fija en sus haberes. Así se iniciaron simulaciones de costos.

El malestar y el reclamo gremial -incluyendo en un paro anunciado de ATE- derivó en la ampliación del análisis, que ya suma los más de 7.000 empleados de Salud y otros 800 de otros esenciales. Sin considerar a los policías cuando ciertos sectores también peticionan por su inclusión.

UPCN ratificó que esta semana realizará nuevas medidas de fuerza -que no precisó- ya que “el sueldo no alcanza” y “no cubre la canasta básica”.

-

La posibilidad financiera se complica con esa ampliación. Economía transmite que ya hay obstáculos para cumplir con los actuales haberes. En la semana, desde el gobierno se puso en dudas esa compensación. “En caso de existir, será para todos”, dijo el ministro Rodrigo Buteler, con esa generalización pero bajando al grado de probabilidad.

Simultáneamente, UPCN y ATE criticaron la vinculación de la gobernadora con los “autoconvocados”, sin organización sindical, y resisten su participación en una reunión en Cipolletti para el miércoles de la formada Comisión de Salud.

Para UPCN, esa convocatoria es “otra estrategia y maniobra del gobierno con el objetivo de dividir a los trabajadores”.

En conclusión, la gobernadora -que este martes se reunirá con Rodolfo Aguiar de ATE- está en la búsqueda de argumentos para modificar su compromiso. Un camino intermedio se direcciona a la postergación de las definiciones hasta diciembre cuando vuelva a reunirse la Función Pública. En ese caso, si se confirma esta posición, habrá que ver qué posturas asumen los hospitalarios movilizados.


Comentarios


Río Negro: el adicional para el personal de Salud parece complicarse