Alberto Fernández: "Convoco a la unidad de la Argentina para un nuevo contrato social"

El flamante mandatario anunció las primeras medidas. Adelantó que no se dará tratamiento parlamentario el Presupuesto 2020 de la gestión Macri, declarará la emergencia sanitaria, intervendrá la Agencia Federal de Inteligencia, e impulsará en reforma integral de la Justicia, entre otros anuncios.



Alberto Fernández tomó hoy posesión del cargo como presidente de la Nación para el período de 2019-2023 ante la Asamblea Legislativa, a las 11.57, luego de que la vicepresidenta saliente, Gabriela Michetti, le tomó el juramento protocolar. Un minuto después, juró Cristina Kirchner como vicepresidenta.

"El 10 de diciembre de cada año no es un día cualquiera en nuestra memoria. Ese día celebramos el momento en el que la Argentina toda sepultó la más cruel de las dictaduras que debimos soportar", así arrancó su primer discurso como presidente.

"Ha llegado la hora de abrazar al diferente. Hoy más que nunca es necesario poner a la Argentina de pie como condición necesaria para poder avanzar", agregó.

"Nadie sobra en nuestra Nación. Ni en su opinión, ni en sus ideas, ni en sus manifestaciones". "Apostar a la fractura y a la grieta es apostar a que esas heridas sigan sangrando. Actuar de ese modo sería lo mismo que empujarnos al abismo".

"Quiero ser el Presidente capaz de descubrir la mejor faceta de quien piensa distinto a mí". "Comenzar por los últimos para poder llegar a todos". "Los marginados y excluidos de nuestra Patria no solo necesitan que le demos un pedazo de pan. Necesitan ser parte y ser comensales en la misma mesa".

.

Otros fragmentos del discurso


"El cooperativismo y la agricultura familiar serán actores centrales de estas nuevas políticos", porque "la cultura del trabajo se garantiza creando trabajos formales, con todos los beneficios de la seguridad social". 

Hay que priorizar una "ética de las prioridades y la emergencia", porque "sin pan la vida sólo se padece, y no hay democracia ni libertad. por eso la primera reunión consistirá en el Plan de Argentina contra el Hambre, para poner fin a este presente penoso".

Entre otras medidas económicas, anunció que no se dará tratamiento parlamentario al proyecto de Presupuesto 2020 enviado por el presidente saliente Mauricio Macri. "No refleja la realidad", apuntó. El proyecto debe ser "propio" y "no dictado desde afuera", y que por ese motivo recién podrá ser posible tenerlo "luego de la renegociación de la deuda y de poner en práctica medidas económicas sociales y de la economía real".

Se ha llegado a la actual situación porque se "han aplicado muy malas políticas económicas", y que "esa serie de decisiones fueron determinantes para que el pueblo argentino en su mayoría las descalificara en las últimas elecciones".

"Mi gobierno va a impulsar un conjunto de medidas económicas y sociales de distinta naturaleza que comiencen a revertir el rumbo estructural de atraso social y productivo", y agregó, en ese sentido, que convocará a distintos sectores para la "puesta en marcha de un conjunto de acuerdos básicos de solidaridad en la emergencia".

"La macroeconomía ordenada es la condición necesaria para la creatividad de las políticas en pos del desarrollo", e indicó que, "en esa acción, vamos a proteger a los sectores más vulnerables", ya que "el gobierno que acaba de terminar su mandato dejó al país en una situación de virtual default". Apelo hoy "a la responsabilidad y el patriotismo de todos y todas; recibimos un país frágil, lastimado y es hora de la vocación compartida"

En materia de Salud, confirmó que restituirá el Ministerio de Salud, basado en "la calidad, el acceso y el talento humano". Anunció que declarará la emergencia sanitaria para que "nuestros hijos sean vacunados en tiempo y forma, y para que los remedios lleguen a los abuelos de menos ingresos".

En relación al pago de la deuda ratificó que "Argentina tiene la voluntad" de pagarla y que su Gobierno "asumirá la renegociación" de esa obligación con los acreedores, porque el objetivo es "resolver el problema". Calificó de "imprudente e irresponsable" tomar esa enorme deuda incluyendo a quienes aportaron esos fondos "de gran riesgo por invertir en un modelo que fracasó históricamente".

Se comprometió a poner en marcha una "reactivación de obras públicas en todo el país", y a "garantizar la absoluta transparencia en la administración de los recursos destinados" a ese plan.

"con la República Federativa de Brasil tenemos que construir una agenda ambiciosa, innovadora y creativa que esté respaldada por la hermandad histórica de nuestro pueblo, más allá de cualquier diferencia personal", y apostó a "robustecer el Mercosur" y la integración "plural y global" con el mundo, siempre con las "raíces en nuestros intereses nacionales".

"Sin Justicia independiente no hay democracia", declaró al anunciar que en los próximos días enviará al Parlamento una integral reforma del sistema de Justicia. En este punto, se desató una ovación en la Asamblea Legislativa, donde los legisladores peronistas lo aplaudieron de pie. "Nunca Más a "una justicia que decide y persigue según los vientos políticos del poder de turno" y usa su poder para "saldar discusiones políticas" y "judicializar disensos para eliminar al mandatario de turno".

En materia de género, declaró que "Ni una Menos debe ser una bandera de toda la sociedad y de todos los poderes de la República", y que "es el deber del Estado reducir drásticamente la violencia hacia las mujeres hasta su total erradicación", a la vez que se comprometió a ponerle fin a la "discriminación" por etnia, orientación sexual y religión tras afirmar que "abrazaremos a todos los que sean discriminados". Otro de los momentos más efusivos del auditorio.

.

Así arrancó el traspaso


La ceremonia arrancó a las 11.20 en el Congreso de la Nación, en el recinto de la Cámara de Diputados, con la presencia de mandatarios extranjeros, ministros, jueces y diversos representantes del Estado, la Iglesia y los gremios, entre otros sectores sociales.

Siguiendo el protocolo, Gabriela Michetti, vicepresidenta saliente, hizo la lectura del día ante la Asamblea. El titular de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, izó la bandera y se aprobaron las designaciones de las comisiones de recepción interior y exterior conformadas por ocho diputados y ocho senadores.

Posteriormente, hicieron su ingreso desde la explanada Cristina Fernández de Kirchner y Alberto Fernández, quienes firmaron los libros de honor en el Salón Azul. Luego, en el recinto, Michetti le tomó juramento al nuevo presidente y a la vicepresidenta.

Finalmente, Mauricio Macri le entregó la banda presidencial y el bastón de mando a Fernández, quien ofrece un discurso para delinear los principales objetivos de su gestión.

Después de su primer discurso como mandatario, Fernández se trasladará a la Casa Rosada junto con la vicepresidenta electa para la jura de ministros y el saludo a las delegaciones extranjeras. Por la tarde ambos encabezarán un acto en la Plaza de Mayo, donde el nuevo presidente será orador central.


Comentarios


Alberto Fernández: "Convoco a la unidad de la Argentina para un nuevo contrato social"