La concejal libertaria de Viedma, Silvina Franco denunció por violencia de género a su par de Patagones

Vecinos, concejales y demás personas que se encontraban en el lugar fueron testigo del hecho.

El pasado viernes, durante una reunión entre concejales de Viedma y Carmen de Patagones para conmemorar la próxima sesión conjunta, se produjo un incidente entre la concejal Silvina Franco de Viedma y su par maragato, Roberto Martínez. Según la edil, el hombre adoptó un tono agresivo y machista hacia ella, llegando incluso a un enfrentamiento físico menor antes de retirarse del recinto.

En el transcurso de la reunión, en la que se compartían perspectivas sobre la próxima sesión de abril, la concejal Franco presentó un proyecto para declarar ciudadano ilustre a los nacidos el 22 de abril, fecha emblemática por la Fundación de Viedma-Patagones.

Luego de la reunión entre los concejales, según el relato de la concejal de Viedma, Roberto Martínez empezó a gritarle con «un tono verbal agresivo y machista». Agregó que Martínez, visiblemente exaltado, abandonó el recinto del Concejo Deliberante tras chocar físicamente con ella.

El episodio no solo fue presenciado por los presentes en el lugar, incluyendo vecinos y otros concejales, sino que también fue objeto de denuncia por parte de la concejal de Viedma, quien lo llevó ante las autoridades pertinentes por violencia de género.


«Esta persona es de mi mismo partido», puntualizó Franco


Franco, al hacer pública la denuncia, expresó: «esto no es algo político porque esta persona es de mi mismo partido y el incidente para mi fue la gota que rebasó el vaso, yo represento una persona común, no tengo historia política, nunca milité y me sentí identificada porque tenemos principios que todos conocen y en esos está la no violencia, y pienso que no se estaría representando».

«Hacía gestos con las manos, gritaba y no te dejaba hablar, salió con cosas incoherentes, le dijo a su secretario: vamonos Agustín, vos sabes cómo son las mujeres en estas cosas», comentó Franco.

«Me pasó a llevar, siguió caminando y ahí fue la peor parte porque le dije no me grites, delante de concejales de Patagones y Viedma, administrativos y gente presente, entonces tomó un conocimiento público», continuó la concejal.

Contó: «él me dijo: sabemos lo que hiciste con Ariel Rivero (Referente del partido Primero Río Negro) para llegar». Sobre este punto, Franco señaló: «Cuatro veces lo vi a Ariel Rivero y siempre estuve acompañada de gente».

«La peor parte es donde me siento quebrada, porque siento que las mujeres si no las pone un nombre no existen», finalizó Franco.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios