Un jurado popular lo declaró culpable de abusar de sus hijas en un aislado paraje de Neuquén

Los hechos ocurrieron entre 2005 y 2015 y las víctimas fueron tres hermanas. Otros dos casos prescribieron. La fiscalía pedirá más de 15 años de prisión.



(Foto ilustrativa)

(Foto ilustrativa)

Un jurado popular declaró responsable, por unanimidad, a un hombre que abusó de tres de sus hijas. Los hechos ocurrieron en un aislado paraje del centro de la provincia de Neuquén y el juicio se realizó en Zapala.

Por la gravedad de los delitos cometidos, la pena que se le impodrá será superior a los 15 años de cárcel.

El hombre tiene 73 años y puede pedir la prisión domiciliaria. Según se supo de fuentes vinculadas con la investigación, las víctimas lo saben.

Durante el juicio por jurados que se extendió toda la semana y terminó este viernes al mediodía, relataron el sufrimiento que padecieron. "Les llevó mucho tiempo poder ponerlo en palabras", dijo la fiscal jefa Sandra González Taboada, quien dirigió la acusación.

La fiscal no suministró identidades ni detalles del caso para evitar una doble victimización.

Solamente trascendió que el imputado tiene 12 hijos, cinco son mujeres y todas fueron víctimas de abuso. En el caso de las dos mayores, fue en 1994 o antes y los delitos ya están prescriptos.

Respecto de los hijos varones, algunos declararon como testigos en el juicio y justificaron que el padre "los crió con disciplina".

Fuentes que tuvieron acceso a la causa indicaron que la familia vivió prácticamente aislada en un paraje del centro de la provincia. Se autoabastecían, o el imputado era el encargado de cambiar mercaderías que producían por productos que necesitaban.

"Las mujeres de la familia no podían comprarse ropa, el hombre canjeaba por ropa usada", indicó una fuente. "Tampoco podía tener amigos ni relacionarse con nadie fuera de su círculo", agregó.

El aislamiento llegó a tal grado que una de las víctimas no fue a la escuela hasta los 14 años, cuando se detectó la situación y fue judicializada.

Por esa misma época, año 2016, algunas de las hermanas comenzaron a hablar sobre lo que el padre les había hecho a ellas y a las mayores, que en ese entonces vivían en el norte de Neuquén.

En 2018, una de las hermanas hizo la denuncia en Zapala y comenzó el proceso judicial que hoy terminó en un jurado popular.

La jueza que dirigió las audiencias fue Leticia Lorenzo. La defensa oficial estuvo a cargo de Natalia Godoy y Pablo Méndez.



Un jurado popular lo declaró culpable de abusar de sus hijas en un aislado paraje de Neuquén