Un penal mal cobrado privó a Gimnasia de la victoria



Diego se fue enojado en el primer tiempo con el árbitro Espinoza. (Foto Télam)

Diego se fue enojado en el primer tiempo con el árbitro Espinoza. (Foto Télam)

Diego Maradona se fue mascando bronca de la cancha del Taladro. Un penal insólito cobrado por el árbitro Fernando Espinoza terminó privando a Gimnasia La Plata de la victoria en el sur bonaerense. El Lobo terminó igualando 1-1 ante Banfield, en el primer empate del entrenador en su ciclo en el club.

A los 12 minutos de la etapa inicial, el joven Eric Ramírez metió una tijera espectacular para adelantar al Lobo y encaminar una nueva victoria de Gimnasia en calidad de visitante. El ciclo de Diego sólo ha saboreado victorias (tres en total) fuera de casa. En el Bosque todavía no ha ganado.
Llegando a la media hora del partido, la gran polémica de la noche en la jornada que abrió a la 15ª fecha de la Superliga. El árbitro Espinoza no sólo cobró una falta inexistente del arquero Nelson Insfrán sobre Reinaldo Lenis, sino que expulsó al ‘1’ por doble amarilla.

Luego de las protestas de los hombres del Lobo, Jesús Dátolo, quien al final del partido le regaló la camiseta a Diego, marcó de penal para el Taladro.
Para el complemento, Gimnasia se refugió bien, aguantó la igualdad con inferioridad numérica y se llevó un punto para La Plata que, en el contexto que se dio, le sirve en definitiva para su lugar por no descender.


Comentarios


Un penal mal cobrado privó a Gimnasia de la victoria