YPF gana fuerza en el mercado del GNL

La petrolera de bandera realizó un envío a carga completa. Ya avanza en la elaboración del quinto despacho.





En junio del año pasado, cuando partió de Bahía Blanca la carga piloto de gas natural licuado (GNL) que elaboró YPF, el país pasó a ser parte de un selecto grupo de 20 naciones que exportan ese tipo de hidrocarburo. Desde ese momento el primer objetivo de la petrolera fue ganar reconocimiento, y eso parece haber logrado con la última exportación que salió a barco lleno.


El pasado sábado 15 dejó las aguas bahienses el metanero Excalibur, uno de los dos buques que YPF contrató para llevar su producción. En esta oportunidad lo hizo con la carga más grande de GNL que se ha exportado hasta ahora: 116.000 toneladas.

Casi con la sincronía de un reloj, el otro carguero -el Methane Kari Elin- ingresó el martes al muelle de Compañía Mega para comenzar a recibir lo que será la quinta exportación de GNL de YPF y el país. Un envío que se estima que dejará el puerto a principios de mayo.

Con la cuarta carga rumbo a España, YPF acumula más de 200.000 toneladas de GNL exportadas, lo cual no sólo representa una salida para el gas de verano que en los últimos años debió quedar bajo tierra por falta de compradores.

Es que este cúmulo, de unas 215.000 toneladas representa cerca de 129 millones de metros cúbicos de gas natural, algo así como más de dos días de la producción total de la Cuenca Neuquina durante los meses de verano.

Dato

45
días es el plazo promedio que demora la elaboración y el trasvase del GNL para cada cargamento.

Aunque la cifra es aún incipiente en comparación con las exportaciones de gas natural vía gasoductos, que durante el año pasado sumaron 1.918 millones de metros cúbicos.

Es que si bien el contrato que YPF firmó con la compañía belga Exmar por el alquiler de la barcaza es por diez años, la capacidad de este barco fábrica es reducida y representa la avanzada hacia el gran objetivo que es la construcción de una planta con al menos diez veces su capacidad.

Los estudios y convenios para el montaje de tal desarrollo, que sólo en su obra demandaría una inversión de no menos de 4.000 millones de dólares, están avanzados. Sin embargo, ese desarrollo está estrechamente ligado a otros planes que no han avanzado.

Para la construcción de una planta que procese al menos 10 millones de metros cúbicos de gas por día se necesita un nuevo gasoducto que una Vaca Muerta con Bahía Blanca.

Pero desde que el año pasado se postergó la licitación del gasoducto troncal de Vaca Muerta a Salliqueló y, si bien la nueva fecha prevista es el próximo 31 de marzo, son muchos quienes en la industria creen que la licitación no podrá hacerse.


Temas

GNL YPF

Comentarios


YPF gana fuerza en el mercado del GNL