Abogados de Neuquén piden que el Poder Judicial trabaje como antes de la pandemia

El Colegio criticó "el deterioro evidente" del servicio en toda la provincia, en especial del fuero laboral. La respuesta del Tribunal Superior.




El Colegio de Abogados de Neuquén le reclamó al presidente del Tribunal Superior de Justicia, Evaldo Moya, que "disponga de manera inmediata" que todos los magistrados, funcionarios y empleados vuelvan a trabajar en cada oficina "como lo hacían con anterioridad al inicio de la pandemia", en marzo de este año.

En lo que marca un nuevo capítulo de los enfrentamientos que se registraron este año entre los matriculados y la conducción del Poder Judicial, el Colegio denunció "el deterioro evidente que tiene todo el servicio de justicia en esta provincia, experimentado por las medidas de aislamiento".

Al pasar a la fase de Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio, "no hay causa ni motivo alguno para que todos los dependientes de este poder del Estado provincial no concurran a trabajar" dijo el Colegio en una nota que firman sus autoridades: Marcelo Iñíguez, Andrea Paz, Sebastián Fernández, Mariana Videla, Alejandro Marco y Maximiliano Castro Veliz.

Mencionan en particular a "todos los funcionarios y magistrados que se encontraban exceptuados de concurrir a cumplir con su tarea diaria".


Polémica por el fuero laboral


Los abogados le dedican especial énfasis a criticar la situación en el fuero laboral. Según dicen, "presenta la mayor situación de parálisis y deficiencia en el servicio".

En una de las notas enviadas ayer a Moya, indican que el fuero laboral "está transitando el peor momento de los últimos años en términos de eficacia y eficiencia; puesto que las demoras en cada uno de los actos procesales son muy importantes, máxime teniendo en cuenta la proximidad de la feria judicial de verano".

"Tampoco hay presencia institucional de funcionarios y magistrados en la mayor parte del tiempo en los juzgados, lo que obviamente genera más atrasos de los que ya hay con motivo de la falta de personal por la pandemia".


10 o 12 días hábiles


Al respecto, desde el Tribunal Superior señalaron que "el atraso está en el orden de los 10 o 12 días hábiles, en especial en la elaboración de las planillas que se elaboran cuando la sentencia está firme". Así lo indican las estadísticas de la Oficina Judicial Laboral.

Ese trámite inicia el proceso que termina en el libramiento de las Órdenes de Pago Judicial Electrónico, OPJE, como en la jerga se conoce a los cheques.

Las fuentes del Tribunal desmintieron también que los jueces laborales no asistan al despacho. Señalaron que salvo dos que tuvieron covid, no se registraron ausencias.

Añadieron que los cinco magistrados "tienen en total unas 70 u 80 causas a sentencia, todas con llamado de autos en 2020", y contaron en forma temporal con un equipo de relatoras que colaboraban en la redacción de proyectos de sentencias. "No hay sentencias demoradas", insistieron los voceros.

"La intención en Ejecuciones es mantener la proyección sobre las OPJE en el rango actual para no generar más demanda en feria", añadieron.


Comentarios


Abogados de Neuquén piden que el Poder Judicial trabaje como antes de la pandemia