#QuedateEnCasa Cómo hacer trámites desde casa

Al fin llegó el órgano para una cipoleña



BUENOS AIRES.- Una mujer cipoleña, que se encontraba primera en la lista de emergencia nacional desde el 12 de febrero, al fin pudo concretar ayer el transplante de hígado que necesitaba. La operación fue un éxito, aunque deben esperarse 72 horas para asegurar que el órgano tuvo buena recepción.

La intervención se realizó en el Hospital Italiano, tras la aparición de una familia donante, cuya hija de 16 años falleció en las últimas horas.

El parte médico que firma el director técnico del hospital, Héctor Marchitelli, explicó que "la paciente trasplantada padecía una hepatitis fulminante de etiología autoinmune". Ayer, tras la aparición de un donante, el equipo de trasplante del Hospital Italiano junto con personal del Incucai procedieron a la ablación que finalizó a las 22 del lunes. "El trasplante se realizó de acuerdo a la sistemática utilizada por el Hospital Italiano y la operación concluyó con éxito y sin complicaciones a las 3 de la madrugada de hoy (por ayer)", explicó el médico, a través del comunicado. El profesional informó que "actualmente la paciente ha comenzado a despertarse luego de permanecer en coma grado tres por más de 72 horas".

Agradecida, María Mella, la hija de la mujer que recibió un trasplante de hígado en Buenos Aires, dijo ayer que "la operación fue un éxito" y que ahora deben esperar 72 horas. Mella vive en las 130 viviendas de Cipolletti, un barrio próximo al Anai Mapu.

La mujer contó que su madre, Inés Marillán (46), fue intervenida el lunes a las 19 y que a las cero se enteraron que la operación había salido "bien".

"Ahora hay que esperar 72 horas a que no rechace el hígado", le dijo Mella a LU19. La hija de Marillán comentó que el órgano apareció temprano el lunes y como su madre estaba "estable, bien" le hicieron los últimos estudios necesarios y decidieron operarla.

En Buenos Aires la mujer está junto a su esposo y un hijo. En Cipolletti el resto de la familia aguarda con ansiedad cada noticia sobre su estado de salud.

"Hemos estado todos juntos. Dios fue grande y fue un milagro que saliera bien", afirmó Mella, quien destacó la voluntad de donar. "Están salvando una vida. Nosotros en este momento no sabemos de dónde vino el órgano, pero le agradecemos a esa familia. No nos alcanza para pagarles esto". (DyN / AC)


Comentarios


Al fin llegó el órgano para una cipoleña