Amores de gente común, según Jorge Fernández Díaz

Febrero es el mes en que las vidrieras rebalsan de corazones, chocolates y rosas. “Corazones desatados” confronta el enamoramiento real contra las edulcoradas postales románticas.



Jorge Fernández Díaz, periodista y escritor porteño.

Por Verónica Pedrosa

“El amor está en el aire, en todos los sitios en los que miro”, cantaba John Paul allá por 1977. Es la descripción más indicada para este mes en el que las vidrieras rebalsan de corazones, chocolates y rosas; en el que se multiplican las manifestaciones de afecto y todo guarda relación con el amor, hasta nuestras lecturas.

Pero, ojo, “en literatura, el amor es el género más peligroso. Está banalizado y cualquiera puede rebajarse al sentimentalismo o caer en lo kitsch”, advierte Jorge Fernández Díaz, autor del libro de relatos breves “Corazones desatados” (publicado en 2007 por editorial Alfaguara), en el que precisamente nos muestra otra manera de narrar lo que se ama y nos habla del amor verdadero, que hoy en día no es el amor ideal, perfecto, el de las novelas tradicionales con final feliz; sino el amor que también fracasa, el que no es correspondido, el clandestino, el que espera años, el patológico, el egoísta, el obsesivo y el de la traición, es decir, ese amor que le hace creer a uno más importante de lo que realmente es.


Por medio del personaje de un veterano periodista que deambula por la ciudad en busca de material para publicar -su alter ego-, Jorge Fernández Díaz emprende la difícil tarea de compilar 20 historias románticas sin la necesidad de recurrir a la romantización y los clichés para hablar acerca del amor y el desamor con los que convivimos día a día, para hablar de esa chica que busca un marido, del hombre que sufre por amor, de la señora que ha sido abandonada, de aquel que está por separarse de su esposa y del que está enamorado y no lo sabe. Y lo hace de manera simple pero directa, con un vocabulario concreto que describe a la perfección el torbellino de sensaciones que experimentan los desafortunados del amor, los que desatan sus corazones porque han decidido vivir aunque ese vínculo con un otro resulte maravilloso y complejo al mismo tiempo, porque, como afirma Fernández Díaz, “el amor es iluminador pero a la vez quema”.


La ficción que no deja de ser verdad


- Jorge Fernández Díaz, escritor y periodista, nació en el barrio porteño de Palermo en 1960.

- Escribe desde 1972, cuando su madre le regaló la colección Robin Hood.

- En sus libros mezcla el periodismo con la literatura. Según él, los periodistas pueden publicar solo el 20% de lo que saben y la literatura de ficción le permite saltar esa frontera y contar lo imposible.

- Prefiere escribir sobre lo que conoce, lo que pasa a su alrededor, lo que le cuentan. Alterna en sus relatos temas emocionales y cotidianos de gente común y corriente con historias de héroes contradictorios y oscuros.

- Recomendados: “Mamá” (2002), la exitosa crónica novela sobre su propia madre Carmina, emigrante asturiana; “El puñal” (2014), novela sobre una historia de obsesión amorosa y en un paseo por la narcopolítica y la corrupción más oscura; “Te amaré locamente” (2016), un conjunto de cuentos, crónicas periodísticas y relatos emocionales donde aparece el tema de la pasión amorosa, literaria y vocacional como motor de nuestra existencia.


Temas

Libros

Comentarios


Amores de gente común, según Jorge Fernández Díaz