Aníbal Forcada, poeta y legendario locutor de LU5



Fue poeta y presentador de música y espectáculos. Hablamos con su hijo Aníbal, quien nos contó que su padre nació un 5 de junio de 1933 en Gualeguaychú, Entre Ríos.

Apenas con la primaria terminada ya tenía inclinaciones sobre el arte en las formas de poesía y dibujo. Era un gran dibujante nato, nunca estudió dibujo y llegó a trabajar unos años en una empresa como dibujante publicitario.

Pero las letras ganaron la pulseada y se dedicó de lleno a escribir y a recitar, cosa que hacía de una manera muy vibrante.

“Era un sabedor del valor de las palabras, a mi hermano Eloy y a mí nos hacía leer y releer el Martín Fierro, enseñándonos el punto, la coma, el punto y coma, cosa que le agradeceré de por vida, porque me sirvió a mi desarrollo para escribir canciones”.

Recuerda también que otra cosa que le gustaba mucho y lo llamaban para ello era ser maestro de ceremonias en diferentes peñas y casas de espectáculos como la Querencia, lugar al que lo llevaba cuando era pequeño y jugaba en los camarines, mientras él hacia su rutina en el escenario.

Escribió su poema máximo que es “Más acá del Colorado”, extendió su paso por el sur del país, se radicó en Neuquén. Trabajó como locutor en LU5 y siguió con su labor de presentador, maestro de ceremonias.

La Querencia quedaba en Avenida de Mayo y Perú; hoy es una playa de estacionamiento.

“Mis padres se separaron y él se radicó en Comodoro Rivadavia. Trabajó en LU4 en el año 64. Yo me fui a vivir unos meses con él en el 74 y 75”, cuenta su hijo. Fue presentador de festivales folclóricos como el de Pico Truncado, Puerto San Julián y Puerto Deseado, entre otros, en muchos de los cuales hoy los escenarios llevan su nombre.

Escribió su poema máximo que es “Más acá del Colorado”, extendió su paso por el sur del país, se radicó en Neuquén. Trabajó como locutor en LU5 y siguió con su labor de presentador, maestro de ceremonias. Cultivó una gran amistad con Marcelo Berbel, folclorista emblemático de Neuquén, así como con muchos de los grandes artistas que circulaban por la Patagonia, que lo llamaban cariñosamente El Negro Forcada.

Condujo con Milton Aguilar el Festival del Cultrum, entre tantos otros.

Siguió escribiendo bellos poemas a una tierra que aprendió a amar y plasmar en versos; algunos se han musicalizado.

Tiene dos hijos y tres nietos que lo evocan; uno de ellos también músico como su padre, Aníbal hijo.

Murió en Neuquén un 23 de octubre de 1993.

“Yo como músico de León Gieco durante 36 años cada vez que pasábamos por Neuquén lo levantábamos y lo llevábamos de gira con nosotros. Pude frecuentarlo mucho hasta el fin. Lo recuerdo con mucho cariño”, evoca su hijo.

Uno de sus poemas: “A las cosas… de mi tierra”. Yo quiero tanto esas “cosas”…/ que son parte de mi tierra,/ que me convierte en paisaje/ pleno de naturaleza./ En el susurro del viento/ musicalizo mis penas,/ que voy dejando en las ramas/ como traviesas madejas…/ Yo quiero tanto esas “cosas”/ que son parte de mi tierra, que me estremecen el alma/ por muy sencillas que sean…/ Quiero la humilde presencia/ de la gente lugareña,/ y la bondad de sus caras/ con expresión de inocencia./ Yo quiero tanto esas cosas/ que son parte de mi tierra,/ que me llenan de orgullo/ que se hace sangre en mis venas” (Neuquén, agosto 1962).

Trabajó con muchos locutores del ayer y en la foto lo vemos con José Luis D’Atri y Ana Delgui en una maratón radial. LU5, la radio que cambió el ritmo de la ciudad, fue inaugurada el 10 de abril de 1945, con una vasta zona de irradiación en la región del Comahue.

En la década del 40, la Red Argentina de Emisoras Splendid realizaba sus primeras transmisiones para cubrir de información y entretenimiento a todo el país.

“LU5 crece… nació para crecer, desde 1945. Sus hombres, integrantes de cada plantel, se esfuerzan día a día para responder acertadamente a cada compromiso, en esta etapa decisiva dentro del campo de la comunicación”. Uno de los eslóganes que se escuchaban por nuestra radio.

Este es un homenaje a nuestra radio y su personal que tanto hizo y continúa haciendo por ella.

Beatriz Carolina Chávez

DNI 6.251.256

Neuquén


Comentarios


Aníbal Forcada, poeta y legendario locutor de LU5