Abby y Loky, perros de búsqueda de personas

Desde la Protectora de Animales Allense le buscan padrinos para solventar sus entrenamientos y los accesorios necesarios para las búsquedas. En esta nota te contamos sus historias.





Abby, una perra de raza “maniloins” y Loky un perro de raza “labrador”, forman parte de la asociación de bomberos voluntarios de Allen y se están entrenando para búsquedas de personas en pequeñas y grandes estructuras. Desde la asociación protectora de animales Juana Acpra Allense, Gabriela Sánchez, colaboradora y asesora legal, busca padrinos para solventar los gastos.

Loky cumpliendo parte del entrenamiento por parte de sus entrenadores bomberos de Allen


Si bien, tanto Abby como Loky viven con sus respectivos entrenadores y en casas de familias donde garanticen una vida de contención y bienestar, necesitan padrinos para solventar ciertos gastos y requerimientos necesarios para cumplir con el entrenamiento y traslado como correas especiales, accesorios e instrumentos de uso para entrenamiento, caniles de transporte, también es muy valorable la colaboración de cursos por parte de entrenadores expertos especializados para tal fin y alimento de buena calidad, entre otras cosas.

Daniel Benítez es bombero voluntario de Allen y entrena a Loky


Según informó a Río Negro Gabriela Sánchez, estos canes fueron donados a dicha institución y necesitan de ciertos requerimientos para su preparación específica, ya que cumplen una función y una tarea muy importante en la sociedad y donde faltan políticas públicas para estos casos ante la ausencia del estado.
Tanto Abby, como Loky van avanzando en su educación y entrenamiento día a día, con el esfuerzo de sus entrenadores responsables y ya han participado en búsqueda a campo abierto, como el caso de Abby que recientemente participó en una búsqueda en Cervantes y otra en Neuquén. La idea es que la labor tanto de parte de Abby y Loky sea empleada a otros lugares según sean requeridos y soliciten su ayuda. “Junto a Daniel y Loki se continúan las prácticas, además de la parte teórica para participar en búsquedas donde se nos requiera”, afirmó Marcos Mariú el responsable entrenador de Abby.

Marcos Mariu es el responsable de entrenar a Abby y también de su crianza


Loky, actualmente tiene 2 años y medio y es un perro mestizo cruza de labrador, de tamaño mediano – expresa su entrenador Daniel Benítez – y asegura que es muy sociable. El perro llegó a él, a través del Cuartel de la Brigada de Canes de Cipolletti, cuando tenía apenas 4 meses de vida.
Benítez comentó además, que se cumplieron todas las etapas de disciplinas hasta ahora y etapas de “búsqueda de personas vivas” en grandes áreas, como zonas rurales y bardas, donde se realizó un proceso muy amplio.

Loky ya ha interactuado en búsquedas en la región


“Después de transcurrido un año y medio decidimos implementar la búsqueda de RH, es decir, restos humanos o personas fallecidas de varios días”, argumentó el bombero y agregó que “en estos momentos estamos en el proceso de la implementación de “olor” y para fin de año se cumpliría el entrenamiento de Loky”.


Galería de Adopciones



Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Abby y Loky, perros de búsqueda de personas