Argentina decidió abandonar la serie frente a Chile

Los suspendieron por la agresión del público y esta madrugada el equipo anunció que vuelve.

SANTIAGO (DyN, Enviado especial).- Como consecuencia de las agresiones que sufrieron ayer el tenista Mariano Zabaleta, su padre Carlos y hasta el árbitro dominicano Tony Hernández, la serie de copa Davis entre chilenos y argentinos se convirtió en un verdadero escándalo, que mantuvo hasta anoche en vilo la suerte de la contienda.

Finalmente a la una de hoy Argentina anunció el retiro del equipo, luego de que cerca de la medianoche se informó que el juego seguiría hoy, a pesar de que horas antes el equipo argentino había resuelto no jugar en las condiciones de "inseguridad" que hubo ayer en el estadio.

Mariano Zabaleta subrayó su decisión de volver a la Argentina "por temor a que un loco saque un revólver" y le "pegue un tiro".

En el momento de las suspensión, Zabaleta ganaba el segundo partido de la serie ante Nicolás Massú 7-5, 2-6, 7-6 (7-1) y 4-1.

Al igual que Zabaleta, Hernán Gumy resaltó su convencimiento de dejar esta match con los chilenos, correspondiente al Grupo 1 de la Zona Americana.

En ese momento, los dirigentes respaldaron en forma inmediata a sus jugadores. Inclusive, el vicepresidente de la Asociación Argentina de Tenis (AAT), Arturo Grimaldi admitió que la posición de retirarse del match "es irrevocable".

"Argentina retirará su equipo y la decisión es irrevocable", le había dicho por la tarde a Grimaldi a DyN, anticipándose a cualquier resolución de las autoridades de la Federación Internacional.

Recién dos horas despúes de la suspensión del partido que protagonizaba Zabaleta el equipo argentino logró retirarse del estadio y lo hizo custodiado por los carabineros, aunque por entonces el ambiente ya era de tranquilidad.

Las dificultades con los chilenos habían empezado temprano, por lo que el clima se tornó cada vez más hostil.

El encuentro entre Zabaleta y Massú ya había sufrido una suspensión momentánea mucho antes del escándalo final.

Luego de la polémica sanción de un tanto, parte de los simpatizantes locales ubicados en el sector alto del estadio arrojaron distintos objetos.

Cuando el juego estaba por reanudarse el público molestó con gritos al tenista argentino, quien no efectuó su saque hasta que se restableció el silencio.

Sin embargo, se volvió a interrumpir el juego cuando cayó una moneda cerca de Gattiker y para restablecer la calma debieron dirigirse al público por el micrófono Patricio Cornejo y Marcelo "Chino" Ríos.

Durante el partido inicial, en el que Ríos venció a Gumy 6-4, 6-3, 4-6 y 6-1, habían caído algunas monedas en el banco argentino .

Tras la decisión tomada anoche de seguir la fase a puertas cerradas, tomada por la Federación Internacional de Tenis, los argentinos anunciaron que no se presentarían y retonarían al país.

Gattiker consideró que la situación fue incontrolable

SANTIAGO, Chile (DyN, Especial).- "Estoy muy triste. El equipo argentino jugó siempre al tenis, pero la situación se hizo incontrolable", manifestó el capitán de la representación argentina, Alejandro Gattiker, pocas horas después del lamentable incidente que derivó en la suspensión del encuentro que jugaban Zabaleta y Massú.

Gattiker sostuvo además que "estaba resultando un partido atractivo hasta que se descontroló el público" y luego afirmó que "así era imposible seguir porque estábamos corriendo un serio riesgo físico".

El capitán del plantel naciuonal negó enfáticamente que Zabaleta con sus actitudes haya sido el motivo que generó las reacciones violentas que tuvo el público chileno y comentó que "si Mariano se descontroló fue porque le estaban tirando monedas desde atrás".

"En pocas canchas del mundo se recibe a los tenistas de la manera que se hizo aquí, porque desde que llegamos se notó una cierta animosidad para con nostros", expresó.

Finalmente Gattiker, quien tuvo que ocupar el asiento de capitán del equipo argentino en reemplazo de Franco Davín que debió viajar a Estados Unidos por la enfermedad de su padre, manifestó que "nosotros queríamos que el partido siguiera, pero llegó un momento en que la situación se tornó descontrolable"

Zabaleta reconoció que "acá no sigo jugando"

SANTIAGO (DyN, especial).- El tenista argentino Mariano Zabaleta afirmó anoche que no seguirá jugando el match que Argentina y Chile sostienen por el Grupo 1 de la Zona Americana de la Copa Davis, por temor a que un loco "saque un revólver y te pegue un tiro".

"Yo me voy mañana (por hoy) al mediodía. Hay un vuelo y lo voy a tomar. Acá no sigo jugando", declaró Zabaleta momentos después de que concluyeran los incidentes con los hinchas chilenos.

El tenista argentino expresó luego que "el problema se inició cuando comenzaron a tirar cosas a la cancha. Yo quice agarrar una piedra para mostrársela al árbitro, pero vino un ayudante y la tiró a la tribuna".

"A mi viejo le están cosiendo la cabeza porque se la abrieron de un botellazo. Al árbitro lo cagaron a trompadas... le pegaron golpes de puño y sillazos, así no puede ser. La verdad es que están locos. Los chicos estamos totalmente de acuerdo, acá no seguimos jugando porque corrermos el riesgo de perder la vida. Mañana entra uno con un revólver y nos pega un tiro. Nunca más voy a volver a Chile, son unos maleducados", agregó Zabaleta.

"A mí me pegó una silla y me salvé porque la silla resbaló", expresó Hernán Gumy.

Y fijó su postura con respecto a la continuidad del partido con Chile, al expresar que "nme voy. Cómo vamos a entrar a la cancha, hoy fueron botellas, mañana te pegan un tiro. Estamos mal, con miedo de lo que puede pasar. Podés jugar a puertas cerradas, pero a la salida qué puede pasar".


Comentarios


Argentina decidió abandonar la serie frente a Chile