ATEN posterga su reclamo salarial por la crisis del coronavirus

Desde el sindicato aseguraron que la prioridad es sanitaria. Aguardarán hasta el fin de las medidas de aislamiento social para retomar las actividades.



El gremio de los maestros estaba en conflicto con el gobierno antes de que se desatara la crisis. Foto: Archivo

El gremio de los maestros estaba en conflicto con el gobierno antes de que se desatara la crisis. Foto: Archivo

El sindicato docente ATEN estaba en el momento más caldeado del reclamo salarial cuando la panemia del coronavirus obligó a cambiar los planes de, literalmente, el mundo entero. Tras el levantamiento de las medidas de acción gremial y las negociaciones para suspender las clases en toda la provincia, desde el gremio aseguran que la prioridad "es sanitaria" y que aguardarán hasta el fin de las medidas para retomar su agenda política.

"No claudicamos en nuestras demandas, pero no es este el momento para plantearlas", aseguró la secretaria adjunta, Susana Delarriva. La dirigente dijo que no hubo nuevo diálogo con el gobierno por el tema salarial, sino que los últimos contactos fueron en el Consejo Provincial de Educación (CPE) para organizar las tareas tras la suspensión de las clases.

"No resignamos la disputa por el salario, pero no es lo que nos preocupa ahora. Lo que necesitamos es que el gobierno garantice la sanidad en los establecimientos de la provincia y la comida para quienes hoy más lo necesitan", afirmó.

El sindicato había iniciado el ciclo lectivo con medidas de fuerza en reclamo de una propuesta salarial anual. El gobierno ofreció a todos los sectores estatales una extensión de las actualizaciones atadas a la inflación por un semestre, pero el gremio docente fue el único que no estuvo de acuerdo en firmar.

Delarriva explicó que los salarios de marzo "ya están liquidados" y llegarán con los mismos montos que los de enero y febrero, pues contienen la inflación acumulada en el último trimestre de 2019.

En cambio, la discusión será qué cálculo se utilizará para los de abril. Según los acuerdos que firmaron los demás estatales, las liquidaciones incorporarán el aumento que surja de la inflación de el primer trimestre del 2020.

La docente reiteró que el sindicato "no va a resignar ningún reclamo", pero planteó que van a "esperar a que terminen las medidas por la emergencia sanitaria para dar continuidad a las actividades".

El sindicato tenía previsto realizar nuevas asambleas para definir la continidad del paro en un contexto donde se imponía la "profundización" a falta de una nueva oferta de parte del gobierno. El anuncio del gobernador Omar Gutiérrez de suspender eventos deportivos y culturales que pudieran suponer una convocatoria masiva en toda la provincia obligó a la conducción de ATEN a reprogramar también sus instancias de deliberación.

Sólo se realizó un plenario de secretarios generales en donde se resolvió exigir una nueva mesa de negociación salarial, pero sin nuevas medidas de fuerza.

Las clases finalmente se suspendieron en todo el país desde el 16 de marzo hasta el 31 del mismo mes, aunque el parate en las escuelas podría extenderse junto con las medidas de aislamiento obligatorio para toda la sociedad.

Docentes afinan estrategias para enseñar desde casa


La secretaria adjunta de ATEN, Susana Delarriva, indicó que hay una situación heterogénea en cuanto a las estrategias que utilizan los docentes para poder enseñar con las clases suspendidas. Si bien muchos pueden hacer uso de plataformas virtuales para seguir en contacto con los estudiantes y enviar material de estudio, esos recursos se dificultan en áreas donde la conectividad es escasa.

"Felizmente, los docentes han sido muy solidarios en este contexto. No es fácil llegar, pero todos se las han ingeniado para estar cerca de los niños", sostuvo.

Explicó que algunos docentes organizaron las tareas con la plataforma que aportó el Consejo Provincial de Educación, otros utilizaron la del ministerio de Educación de la Nación y algunos armaron bloc con actividades.

"Hay otros que se han tenido que dar sus propias herramientas porque están en lugares donde no hay conexión o los estudiantes no cuentan con netbooks o dispositivos para acceder", aclaró.

En el caso de las escuelas albergues, con la suspensión de clases los niños y niñas fueron enviados a sus casas.

"No resignamos la disputa por el salario, pero no es lo que nos preocupa ahora. Lo que necesitamos es que el gobierno garantice la sanidad"

Susana Delarriva, secretaria adjunta de ATEN.

Comentarios


ATEN posterga su reclamo salarial por la crisis del coronavirus