Coloridas manifestaciones en todo el mundo y escasos incidentes

En Latinoamérica, mucha presencia de los presidentes. Reclamos de más seguridad y mejores salarios.

#

En Los Angeles, trabajadores hispanos reclaman ley inmigratoria con legalización de indocumentados. Las manifesta-ciones en La Habana, sin Fidel y en Nicaragua, donde el presidente Ortega se mezcló con la multitud. En Inglaterra también se movilizaron.

Manifestaciones en todo el mundo y algunos incidentes marcaron ayer las celebraciones por el Día del Trabajo o de los Trabajadores .

En Latinoamérica, varios presidentes izquierdistas lideraron los actos en muestras sin precedentes de apoyo a los trabajadores, con la notoria ausencia de Fidel Castro en Cuba

El ecuatoriano Rafael Correa, primer mandatario invitado por las fuerzas obreras a las celebraciones en Ecuador, marchó abrazado a los dirigentes obreros por el centro de Quito y propuso crear un código laboral único en Sudamérica para enfrentar a las multinacionales. Su par nicaragüense, Daniel Ortega, también encabezó los festejos en Managua, donde fuertemente custodiado caminó junto a miles de manifestantes.

Por su parte, y con la nacionalización de los hidrocarburos como principal bandera , el presidente Evo Morales celebró ante miles de bolivianos y prometió avanzar en su política de cambio.

El presidente derechista de México, Felipe Calderón, rompió con una añeja tradición al faltar a la ceremonia .

En Brasil, las dos mayores centrales obreras -la mayoritaria Central Unica de Trabajadores (CUT), fundada por el presidente Luiz Inácio Lula da Silva, y Fuerza Sindical- realizaron en Sao Paulo masivas celebraciones expresando preocupación por el medio ambiente. En Chile, una vez más los disturbios empañaron la conmemoración oficial, que convocó a unas 10.000 personas, y dejaron 16 detenidos.

La mayoría de las celebraciones del Día de los Trabajadores fueron pacíficas, como en Italia donde unas 100.000 personas desfilaron en Turín (norte), para denunciar los accidentes laborales que provocan más de 1.200 muertos anualmente en el país. En EE. UU., miles reclamaron la legalización de trabajadores indocumentados. En Francia, unas 117.000 personas participaron en manifestaciones sindicales. En Bucarest, Rusia, Nigeria, Indonesia y Bangkok, miles reclamaron aumentos salariales mientras China comunista dejó de lado las conmemoraciones y prefirió las vacaciones.

En otras partes del mundo, se produjeron incidentes. Las fuerzas del orden arrestaron a varias decenas de personas en Berlín y Praga. En Israel e Irán, aunque fueron dispersados centenares de manifestantes, no hubo detenidos. (AFP/DPA)


Comentarios


Coloridas manifestaciones en todo el mundo y escasos incidentes