Compromiso “de hierro” con el FMI



Más información:

Análisis:

Con la promesa de “cumplir estrictamente” lo pactado con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la instrucción presidencial de lograr “solvencia fiscal”, el economista ortodoxo Ricardo Hipólito López Murphy jurará hoy como nuevo ministro de Economía y espera una inmediata reacción positiva de los mercados.

López Murphy reemplazará a José Luis Machinea, quien renunció el viernes por un “agotamiento en la confianza”, según comentó públicamente el presidente Fernando de la Rúa.

Ni el Presidente ni el nuevo ministro anticiparon cuáles serán las medidas inmediatas que se adoptarán desde la cartera de Economía, pero enfatizaron que se mantendrá la convertibilidad de la moneda.

De la Rúa presentó a López Murphy en una conferencia de prensa, en la residencia oficial de Olivos. Los anuncios formales fueron hechos a media tarde junto a todo el Gabinete nacional.

Hoy, a primera hora, López Murphy se reunirá con Machinea para analizar los temas más urgentes de la cartera económica y, a las 16.00, se cruzará desde el Palacio de Hacienda hacia la Casa Rosada para prestar juramento formal.

López Murphy aceptó el cargo después de mantener en Olivos una charla de no menos de cinco horas con De la Rúa, de la que participaron parcialmente -en algunos tramos- otros ministros. El jefe de Gabinete, Chrystian Colombo, fue el funcionario que tuvo contacto más directo con el nuevo ministro designado.

Aunque fue muy medido en sus palabras y no anticipó ninguna resolución posible, las expresiones de López Murphy permiten sostener que pondrá énfasis en alcanzar el equilibrio fiscal, para lo cual es menester incrementar la recaudación impositiva y reducir los gastos del Estado, de manera que no se descartan nuevas medidas de ajuste.

También se aseveró con reiteración y énfasis, que la Argentina cumplirá a rajatabla los compromisos asumidos ante organismos multilaterales de crédito (como el FMI y el Banco Mundial) y que permitieron obtener el “blindaje” financiero por casi 40.000 millones de dólares.

Esos compromisos refieren a un estricto programa fiscal, la reducción del gasto público, mayores desregulaciones y profundas reformas estructurales de segunda generación (como las del Estado, de obras sociales, tributaria, previsional y del gasto político en la Nación y las provincias).(Infosic)

Lo que le pidió el presidente

“Cumplir los compromisos de la garantía internacional, con el FMI, que consolide el blindaje, que es algo muy importante para todo el país, y adhesión a los criterios de solvencia fiscal, en la búsqueda del equilibrio presupuestario, para la promoción del crecimiento y el empleo”. Esas son las instrucciones que le dio el jefe del Estado al nuevo ministro, según palabras textuales del propio De la Rúa.

López Murphy agregó: “Tenemos un programa y un esquema de financiamiento negociado con los organismos multilaterales de crédito. Tenemos un presupuesto del Congreso y reglas institucionales para la política monetaria. Voy a cumplir estrictamente con lo que esta explícito en ese programa y, después, haremos adaptaciones hacia adelante”.

Como tratando de bajar expectativas respecto de eventuales medidas espectaculares, el nuevo ministro comentó que “el espacio que uno tiene en Economía para hacer modificaciones es siempre reducido” y, a renglón seguido, insistió en que “el esfuerzo más solido, serio y sensato va a ser respetar los acuerdos y honrar los compromisos”.

Lo que le pidió el presidente

“Cumplir los compromisos de la garantía internacional, con el FMI, que consolide el blindaje, que es algo muy importante para todo el país, y adhesión a los criterios de solvencia fiscal, en la búsqueda del equilibrio presupuestario, para la promoción del crecimiento y el empleo”. Esas son las instrucciones que le dio el jefe del Estado al nuevo ministro, según palabras textuales del propio De la Rúa.

López Murphy agregó: “Tenemos un programa y un esquema de financiamiento negociado con los organismos multilaterales de crédito. Tenemos un presupuesto del Congreso y reglas institucionales para la política monetaria. Voy a cumplir estrictamente con lo que esta explícito en ese programa y, después, haremos adaptaciones hacia adelante”.

Como tratando de bajar expectativas respecto de eventuales medidas espectaculares, el nuevo ministro comentó que “el espacio que uno tiene en Economía para hacer modificaciones es siempre reducido” y, a renglón seguido, insistió en que “el esfuerzo más solido, serio y sensato va a ser respetar los acuerdos y honrar los compromisos”.


Comentarios


Compromiso "de hierro" con el FMI