Debut con dudas y cruces políticos para la restricción vehicular en Neuquén

La oposición criticó la medida de no usar el auto después de las 18. Hubo malestar en los gremios por la situación de empleados no esenciales. Funcionarios de provincia y municipio difundieron mensajes contradictorios.




Noticias Diarias
>
Recibí las noticias
que te interesan
NEWSLETTER

Hubo bocinazo en el centro de Neuquén contra la medida de Gutiérrez (Florencia Salto)

Hubo bocinazo en el centro de Neuquén contra la medida de Gutiérrez (Florencia Salto)

La restricción vehicular a partir de las 18 en Neuquén capital y otras ciudades con transmisión comunitaria de coronavirus de la provincia trajo dudas y malestares políticos en su debut. No quedó claro si la medida alcanzaba a los empleados de comercios no esenciales y restaurantes, con horarios de cierre posteriores a la veda, y el sindicato consideró la medida como “inapropiada e incumplible”.

La decisión se tomó el domingo en una reunión de intendentes con el gobernador Omar Gutiérrez y busca bajar los contagios para dar “un respiro al sistema de salud”. “Es una molestia de una semana que le vamos a pedir a la gente”, definió ayer el jefe de Gabinete de Neuquén, Sebastián González.

En efecto, tendrá vigencia hasta el sábado 19 y restringirá la circulación de autos a partir de las 18 en Neuquén, Centenario, Cutral Co y Plaza Huincul. La medida también incluía a Zapala, pero el municipio resolvió no adherir y retrasar el horario de prohibición a las 20. Plottier también estaba incluida, aunque hasta anoche analizaba si adherir o no a la medida.

Fue una de las varias desavenencias que hubo ayer en torno a la decisión del gobierno provincial, cuyo objetivo es buscar alternativas para evitar una vuelta al aislamiento estricto frente a una inminente saturación del sistema sanitario.

Si bien el resto de las ciudades adhirió a la restricción tal como la impuso la provincia, no hubo acuerdo entre los funcionarios sobre cómo implementarla. En las entrevistas brindadas ayer para explicar la medida, la secretaria de Empleo y Capacitación de la municipalidad de Neuquén, María Pasqualini, informó que la restricción rige para “la gente que está circulando y no tiene que circular”. “Quienes están bajo actividad comercial flexibilizada y actividades esenciales regresan a sus casas en los vehículos en los que vinieron”, planteó.

Fue luego de que se conociera un comunicado del Centro de Empleados de Comercio (CEC) tildando la medida como “incumplible”. El secretario general del gremio, Sergio Rodríguez, cuestionó que el horario de prohibición no coincide con el de cierre de los comercios, lo que obliga a los empleados a caminar largas distancias para regresar a sus domicilios, exponiendo su seguridad personal. "Una trabajadora de una tienda que deba ir hasta el barrio Z1 o a Mercantiles o a Senillosa caminando es inimaginable", planteó.

"Para adoptar una restricción de esta naturaleza, debe ser sobre el horario de cierre uniforme y concordante con la necesidad de evitar concentraciones de personas y reuniones sociales", aseguró.

El jefe de Gabinete de la provincia dio una explicación diferente a la de Pasqualini y ratificó que las únicas personas que podrán circular en vehículos luego de las 18 son aquellas que realicen tareas esenciales. Los demás, “deberán organizarse con sus empleadores para readaptar horarios durante estos pocos días, o utilizar el tránsito peatonal o bicicleta”, aseguró.

En Cutral Co y Plaza Huincul pedirán a los automovilistas el Certificado Único Habilitante de Circulación que se tramita en el sitio web del gobierno nacional.

La dirigencia política opositora tampoco se mostró conforme con el anuncio y manifestó su posición desde el domingo a la noche. “Es necesario que los anuncios dejen de ser informados a través de redes sociales. Hay que llegar a toda la sociedad, desde los más jóvenes, hasta los más adultos”, criticó el diputado Lucas Castelli (Juntos por el Cambio), quien insistió además en que se convoque al comité de emergencias para que haya más participación en la toma de decisiones.

Su par César Gass también analizó que la medida “no es seria” y la concejal (FIT) Natalia Hormazába cuestionó que el gobierno insista “en restringir la circulación como la gran medida para controlar la pandemia”. “Desde su inicio exigimos medidas sanitarias, también económicas y sociales que nunca llegaron”, sostuvo.


Comentarios


Debut con dudas y cruces políticos para la restricción vehicular en Neuquén