Declaró la familia de Biazetti en el juicio contra la policía acusada de matarlo

Se difundieron conversaciones entre ambos que evidencian el trato violento y las amenazas de parte de la mujer.

Los testimonios de la familia de Dante Biazetti, víctima del homicidio por el que está acusada su pareja Magalí Hernández, concentraron la atención de ayer en Plaza Huincul. Lo mismo ocurrió con la difusión de las conversaciones entre ambos, donde se evidencia el trato violento y las amenazas de parte de la mujer policía. El juicio por jurado popular seguirá hoy, a las 9.

Otra prolongada jornada dirigida por el juez técnico Diego Chavarría, que empezó a las 9 y concluyó a las 18 se completó en el juicio contra la cabo Hernández, acusada de homicidio doblemente agravado por el vínculo y por el uso de arma de fuego. Los testimonios ofrecidos por fiscalía, a cargo de Sandra González Taboada, junto a Gabriela Macaya se llevaron la mayor parte del día.

Pasaron ante el tribunal ciudadano dos hermanas, un hermano y la madre de Biazetti. Los familiares, con matices según el grado de cercanía que tenían con el matrimonio relataron cuál era el trato entre Biazetti y Hernández, donde dejaron en claro los episodios violentos que ejercía la mujer. “Cuando le dieron el arma (a Magalí) yo sentí miedo porque lo amenazó que lo iba a matar”, dijo la hermana mayor de la víctima. Describieron, además, distintos episodios cotidianos del matrimonio donde observaban reacciones violentas, de parte de la mujer.

Además, declaró el policía encargado de abrir y analizar los teléfonos de ambos. Se divulgaron los contenidos de la mensajería, tanto de texto como de audio, donde se conoció cómo maltrataba, insultaba y amenazaba Magalí a Dante, en su mayoría. Hubo otros, que se leyeron y a pedido de la defensora pública de la acusada, Vanessa Macedo Font donde la agresión era de parte de Biazetti.

Por otra parte, atestiguó el matrimonio vecino, y a quien acudió Magalí cuando hirió mortalmente a su pareja, para que lo llevaran al hospital y a quien dejó a sus niños de 7 y 1 año respectivamente. Un albañil que colaboró a subir a Biazetti a la camioneta y otro vecino que escuchó la discusión primero y el disparo después.

En cuanto a los peritos, un médico forense dio detalles de la autopsia y el psiquiatra confirmó que Magalí comprendía sus actos al momento de perpetrar el hecho.

Este homicidio ocurrió el 8 de octubre de 2019, en la casa que compartía la familia, en el barrio Central de Plaza Huincul. La agente policial, tras una discusión, efectuó un disparo por la ventana que impactó en la reja y le dio en la clavícula a su pareja que estaba afuera de la casa. Después de cargarlo en la camioneta de ambos, lo trasladó hasta la guardia, lo dejó allí para que lo atendieran y se retiró rumbo a la casa de sus padres, en la zona de chacra de Plaza Huincul, donde fue demorada.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Declaró la familia de Biazetti en el juicio contra la policía acusada de matarlo