Ecuador: Correa es amplio favorito al cierre de la campaña

Los partidos realizaron ayer los últimos actos antes de la veda electoral, con el presidente a la cabeza de sondeos.

#

El actual presidente es una presencia avasalladora en la escena política ecuatoriana.

AP

A pocas horas de la vigencia del silencio electoral, la propaganda política copaba todos los espacios en radio y televisión, mientras los ocho candidatos, incluido el mandatario Rafael Correa, se aprestaban anoche a cerrar sus campañas por la presidencia de Ecuador, de cara a las elecciones del domingo. La ley electoral dispone que a la medianoche comience un período de reflexión para los 11,6 millones ecuatorianos habilitados para votar. Entre los postulantes destacan Correa; el exbanquero Guillermo Lasso; el expresidente (2003-2005) Lucio Gutiérrez; el magnate bananero, Álvaro Noboa y otros cuatro candidatos, que han anunciado sendos cierres de campaña con grandes concentraciones populares, principalmente en la capital y en Guayaquil. En una tarima, el presidente Correa canta, baila, aplaude y parece un caudillo invencible, sin contendor a la vista que haga contrapeso a ese volcán de arengas y ataques que profiere. No hace promesas porque sabe que ha cumplido muchas, pero se esmera en repetirlas como si quisiera que quedaran grabadas en el inconsciente colectivo: que ha construido 8.000 kilómetros de carreteras y puentes; que ha edificado o reconstruido cientos de escuelas y decenas de hospitales; que ha impulsado programas de salud y educación gratuitos para los más pobres. De repente, en el escenario que domina con arte y precisión, hace una pausa por unos segundos pero unos poderosos parlantes reiteran la pegajosa tonada, “ya tenemos presidente, tenemos a Rafael’’, que es coreada a todo pulmón por unos 5.000 seguidores al norte de Quito. Con un estilo directo, que confronta y golpea, con un discurso plagado de agravios en contra de opositores y una tenacidad a toda prueba, este economista de izquierda, alto, dinámico, se ha convertido en un verdadero tornado en la política ecuatoriana. Considerado héroe para los beneficiarios de sus programas asistenciales, Correa también es temido por empresarios, defensores del libre mercado, periodistas y activistas de derechos civiles. Y a escasos días de las elecciones, parece estar virtualmente reelegido para un segundo período presidencial. Correa es uno de los pocos mandatarios que ha logrado estabilizar a una nación que tuvo 7 presidentes de 1997 a 2007. “El retorno del estado, el lanzamiento de una agenda amplia de políticas públicas ... producen en los ciudadanos la imagen de un estado dinámico, que responde a la demandas de cada uno, cuando estaban acostumbrados a que no haya atención’’, dijo Franklin Ramírez, catedrático de Flacso. (AP/AFP)

EL MUNDO


Comentarios


Ecuador: Correa es amplio favorito al cierre de la campaña