El contrato de concesión del EPAS llegó al Deliberante de Neuquén




El presidente del EPAS, Mauro Millán, entregó ayer en el Concejo Deliberante el contrato de concesión para la prestación del servicio en Neuquén capital, a modo de presión sobre el intendente Horacio Quiroga, quien aún no accedió a firmar el documento. Atribuyó la negativa del municipio a “una mera excusa” para no asumir sus responsabilidades como autoridad de aplicación y señaló que no es posible excluir al representante obrero del directorio, como les habían solicitado.

“Desconocemos por qué no lo firman, más allá de lo que ha dicho públicamente. Todos los pedidos que ha formalizado han sido cumplimentados”, aseguró el funcionario, quien asistió al concejo escoltado por el concejal del MPN, Alejandro Nicola.

Te puede interesar Quiroga demora el contrato del EPAS por el vocal sindical

Millán explicó que el contrato de concesión “fija dos figuras importantes: el ente concedente y la autoridad de aplicación, que es el municipio”. “Se regulan las responsabilidades del concedente y concesionario y todo esto redunda en mejoras del servicio y en que cada uno tenga bien en claro sus responsabilidades, porque pareciera que, al día de hoy, fueran todas del EPAS”, planteó.

Según las últimas declaraciones del intendente, su disconformidad con el contrato radica en que no desea que los trabajadores tengan voz en el directorio.

Nicola explicó que discutir la exigencia “no tiene mucho sentido porque es algo que está contemplado en la ley del EPAS”.


Comentarios


El contrato de concesión del EPAS llegó al Deliberante de Neuquén