El escape de un chef argentino: “Me pasó una bala cerca”



El chef Diego Rossini es uno de los tanto argentinos que había ido a probar suerte al extranjero: primero en España y luego en Bangladesh. Pero el viernes salió del anonimato de una forma violenta: trabajaba en el restaurante español Holey Artisan Bakery, de Daca , escenario del ataque.

Rossini, de 41 años de edad, quien tiene de compañero de trabajo a Gastón Palacios –otro argentino que ahora se encuentra en nuestro país– logró escapar cuando irrumpieron los extremistas al local y escondido dio testimonio de lo que pasaba “Están tirando tiros. Por favor, llamen a la Policía. Me he escondido en la terraza”, describió Rossini, para un par de horas después confirmar por Facebook que estaba “vivo” tras haber conseguido escapar.

Entraron (al restaurante) con bolsos con explosivos bombas y granadas”, relató a un canal de televisión de Buenos Aires .

El relato del argentino se tornó dramático cuando reveló que los extremistas “iban y venían corriendo buscando gente para matar. Me pasó una bala cerca de la cabeza y pude verlo a la cara al que me disparó, pero no sé cuántos eran. Un italiano que estaba conmigo dijo que eran entre cuatro y seis”. Rossini se alegró de que “era un día un poco flojo y no había tanta gente comiendo en el restaurante. Fue una situación horrenda”.

Rossini hizo el secundario en el Normal 9 de Buenos Aires y en el 2011 emigró a Cadaqués, Girona, para finalmente recalar en Daca el pasado año.

Datos

Rossini hizo el secundario en el Normal 9 de Buenos Aires y en el 2011 emigró a Cadaqués, Girona, para finalmente recalar en Daca el pasado año.

Comentarios


El escape de un chef argentino: “Me pasó una bala cerca”