¿El paso definitivo a la madurez? Justin Bieber cumple 18 años

Hace cinco años, un adolescente canadiense con voz aniñada revolucionó Internet -y a las jóvenes de medio mundo- cada vez que agarraba el micrófono y meneaba su flequillo rubio.





Se llama Justin Bieber y cuenta con una legión de fans, las Beliebers, pero también de anti-Biebers que le auguraban una caída tan estrepitosa como su vertiginoso ascenso. Sin embargo, el cantante, que el jueves cumple 18 años, sigue en lo más alto. ¿Su objetivo? Tocar el cielo del pop.

No parece muy probable que Bieber cambie su imagen de niño bueno con la mayoría de edad. De sexo, drogas y palabrotas habla más bien poco, y se aleja del alcohol tanto como de las fiestas más escandalosas. “Quiero que me respeten”, dijo en diciembre a la revista estadounidense “V Magazine”. Con su novia, la estrella de Disney Selena Gomez, apenas se deja ver cogidos de la mano.

Sin embargo, parece que poco a poco se está hartando de la etiqueta de “ídolo adolescente”. Y librarse de ella será su verdadera prueba de madurez en los próximos años. Hasta ahora, su carrera ha ido viento en popa: en 2007, su actual manager Scooter Brown y la estrella de R & B Usher se fijaron en sus videos caseros colgados en YouTube. Y desde entonces, Usher se encargó de promocionar a este jovencito rubio, autodidacta en lo musical y criado en Toronto por una madre soltera.

Su álbum debut “My World” (2009) recibió el disco de Platino, y con “My World 2.0” (2010) conquistó las listas de éxitos. Un año más tarde, el videoclip de su tema “Baby” fue visitado 500 millones de veces en YouTube, Mariah Carey cantó a dúo con él en Navidad y empezaron a lloverle los premios. En twitter, este as de las redes sociales cuenta ya con más de 17 millones de seguidores.

Esa manera tan suya de comportarse ante la opinión pública -desde cómo hizo campaña por la donación de órganos en Canadá porque una niña enferma le pidió ayuda a cómo gestionó las acusaciones de paternidad lanzadas por una joven- lo han mantenido alejado de los escándalos. “Estas cosas pasan cuando uno está en el foco”, dijo Bieber a finales del año pasado, rechazando el supuesto affair que le achacaba la madre soltera.

Pero, ¿le servirá esa asociación de niño guapo y con buenas maneras producto de YouTube para consolidarse como una verdadera estrella? Al menos, Justin Bieber tiene grandes planes. “Quiero seguir evolucionando y ser el más grande”, dijo a “V Magazine”. “Para mí, Michael Jackson es el mejor. Si pudiera llegar a su nivel…” De ahí que el título de su nuevo foto-álbum se lea como toda una declaración de intenciones: “Justin Bieber: Just Getting Started”. Esto es sólo el principio.

dpa


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
¿El paso definitivo a la madurez? Justin Bieber cumple 18 años