Guardavidas advierten a los bañistas de Neuquén por peligros en el río Limay

La temporada sólo lleva 10 días y ya se realizaron siete rescates en dos de los balnearios municipales.



#

En la temporada ya se realizaron siete rescates en Neuquén (Foto: Archivo )

El 1 de diciembre inició la temporada en los balnearios Río Grande y Sandra Canale de Neuquén y desde el equipo de guardavidas dieron algunas recomendaciones para tener que lamentar alguna situación. “En Neuquén capital, si la gente va por primera vez o si ha ido y no ha consultado a los guardavidas los lugares peligrosos, que se arrimen y pregunten”, señaló Ariel Tarifeño, secretario general del Sindicato de Guardavidas de Neuquén (Sigune)

Conocer cómo es cada sector del LImay ayuda a que “no se asusten si caen en algún pozón o si los lleva un poco la correntada”. Recordó que donde se juntan los brazos “es señal de peligro porque cuando se juntan dos corrientes y generalmente vienen con distinta fuerza, entonces se forma un remolino”.

Te puede interesar | Inauguraron oficialmente dos balnearios pero con restricción

Otra indicación es bañarse sólo en los sitios habilitados. Recordó que hay lugares muy concurridos pero que no están permitidos, como ocurre en “calle La Pampa al fondo, Isla Verde e Isla 132”. Además, pidió que las personas adultas que no descuiden a los más chicos “ya que se perdió por un tiempo un niño en Albino Cotro”.

Te puede interesar | Los balnearios de Neuquén se preparan para una nueva temporada

Desde el comienzo del operativo de seguridad balnearia ya se realizaron en la capital siete rescates. “El sábado y domingo 1 y 2 de diciembre hubo dos rescates. Uno fue en Río Grande, donde un chico de 13 años quiso cruzar el río y se cansó, así que hubo que ayudarlo a salir. Otro en un brazo en la Isla 132 que no es zona balnearia”, comunicó Tarifeño.

En los días siguientes se socorrió a bañistas en cinco oportunidades: dos en Río Grande, dos en Sandra Canale y el restante al fondo de calle La Pampa donde se encuentra la bomba del EPAS.

Te puede interesar | Denuncian que el balneario de Plottier no tienen guardavidas

“En Río Grande generalmente pasa que tratan de cruzar el río y al otro lado hay una canaleta que es profunda y cree que va a ser pie enseguida y se asusta generalmente y al asustarse se olvida como nadar y empieza a pedir auxilio”, comentó el guardavidas.

Dijo que saben que hay un grupo de personas que atraviesa el río “donde están los espigones que se cruza un brazo grande con uno menor que viene de Sandra Canale“ por lo que los guardavidas “acompañan con la mirada y si vemos que viene complicado nos acercamos con la canoa o nadando”.

El secretario de Sigune propuso sumar la Herradura y la zona de China Muerta como balnearios porque concurren muchos vecinos y reclamó que en el camping Nepen Hue de Plottier todavía no funciona el operativo de seguridad balnearia.


Comentarios


Guardavidas advierten a los bañistas de Neuquén por peligros en el río Limay