La calesita que quiere seguir girando

Toda la estructura fue fabricada de manera artesanal por Guillermo Vila. Una localización idea sería en el espacio que rodea la Catedral.



1
#

Cada pieza de la calesita fue construida de manera artesanal por Guillermo Vila.(Foto: Marcelo Martínez )

2
#

Decenas de generaciones pasaron por sus atracciones.(Foto: Marcelo Martínez )

3
#

La calesita que quiere seguir girando

Seduce a los más chiquitos en cualquier lugar del mundo, sin pasar de moda. Y Bariloche no es la excepción. Pero las calesitas que suelen embellecer los parques en casi todas las ciudades del país, en Bariloche da vueltas alrededor de cuatro paredes desde hace 23 años.

En muy poco tiempo, sin embargo, el tradicional carrusel que ocupa desde hace años la esquina de Onelli y Moreno podría ser trasladado hasta una plaza céntrica y girar al aire libre, tal como soñó alguna vez su creador Guillermo Vila, que murió a fines de junio.

A comienzos de los 90, Vila compró la calesita a un residente en Villa Los Coihues. Luego de restaurarla, consiguió inaugurarla en el Puerto San Carlos el 12 de junio de 1992. Tiempo después, vendió esa calesita con el sueño de instalar el actual carrusel ya en la calle Moreno.

“Lo fabricó él por completo, hasta las piezas. Unos amigos que trabajaban en los medios de elevación del cerro lo ayudaron con el diseño de los engranajes y la maquinaria. Es una calesita bien barilochense. Pero alquilamos este espacio y ahora, tenemos un límite de tiempo para dejarlo. Es la última tentativa que hacemos para pedirle al municipio que nos deje trasladarla a un parque o a una plaza”, expresó Lilian Martínez, la esposa del calesitero.

Una vez más, la familia Vila presentó su proyecto a la actual gestión municipal de Gustavo Gennuso y al Concejo Municipal. La propuesta ya está diseñada y es ambiciosa: la construcción de una glorieta calefaccionada con la calesita adentro.

Revalorización

El subsecretario de Planeamiento, Pablo Bullaude, fue contundente: “Esta calesita -o cualquier otra- permitiría revalorizar cualquier espacio público aunque lo cierto es que no hay muchos calificados en la ciudad. Por eso, estamos analizando los posibles lugares, priorizando el área céntrica, porque a la calesita concurre no sólo el público local sino también el turista”.

El año pasado, el Carrusel de Bariloche fue declarado de interés municipal y cultural por el Concejo Municipal, a través de una iniciativa del expresidente del cuerpo, Ramón Chiocconi.

“Mi marido ya estaba enfermo cuando lo declararon de interés cultural. En ese momento, él insistió con la plaza que está detrás de la Catedral. Ese predio es de Parques que nos dio el visto bueno. Pero cuando el proyecto llegó a la municipalidad quedó encajonado por las elecciones. Lo que queremos es que la calesita quede en la ciudad, como sucede en tantas ciudades, y no en un lugar privado”, recalcó Martínez .

“La calesita nació en Bariloche, fue fabricada acá. No puede ser que no logremos un espacio”, dijo.

Una glorieta

para que se luzca

El proyecto incorpora una glorieta “techada” para poder hacer frente al clima en la ciudad.

Bollaude aseguró que “evalúan una norma de la Ciudad de Buenos Aires que regula el funcionamiento”. De las 46 calesitas en la capital federal, 37 ocupan espacios públicos y, 34 de ellas, fueron declaradas patrimonio cultural.

El dato

Datos

2.041
personas firmaron la petición para que la calesita siga girando pero dentro de una glorieta calefaccionada.

Comentarios


La calesita que quiere seguir girando