La estación de servicio “Biosur” está tomada por sus empleados

La estación de servicio ubicada en Catriel y San Martín de la capital neuquina está tomada por sus empleados que permanecen en el lugar para obtener respuestas sobre su estabilidad laboral y para que le paguen los salarios adeudados.



Foto: Juan Thomes

Foto: Juan Thomes

La imagen de la estación de servicio con barricadas hechas con bancos para que no ingresen autos, los surtidores secos por la falta de combustible y un colchón en el que los trabajadores pasan la noche en el servi-compra es una postal difícil de imaginar. Los trabajadores junto al Sindicato Soesgype (Sindicato de obreros y empleados de estaciones de servicio) tomaron la decisión de permanecer en su puesto de trabajo para que no los despidan con causa y se queden sin su indemnización correspondiente.

La semana pasada los trabajadores de “Biosur” solamente cumplían su horario de trabajo, el viernes 10 la situación escaló a otra gravedad ya que los empleados permanecen allí durante el día y la noche. Los empleados de la estación enviaron cartas documento para exigir el pago del mes de abril y el pago retroactivo de los sueldos adeudados. Además en la carta documento denuncian fraude laboral y vaciamiento del establecimiento al carecer de combustible para la venta al público e instan a garantizar ocupación dada la incertidumbre laboral generada.

Antes de tomar la decisión de permanecer en la estación de servicio le habían impuesto a Daniel Jaque el plazo de abonar los sueldos de abril antes del 6 de mayo, plazo que venció ya que ninguna autoridad dio respuestas.

“Todos queremos trabajar, queremos que funcione bien la estación. Pero que den la cara” expresó Rosalba Irausquin, trabajadora de “Bio-Sur”.

La estación de servicio Petrobras comenzó con problemas en noviembre del 2018 cuando dejó de pagarles los salarios a sus empleados, la situación se extendió hasta enero del 2019 cuando los trabajadores tomaron la estación de servicio. El resultado de esta medida de 15 día fue que les pagaran los sueldos adeudados de noviembre, diciembre y el aguinaldo. Hoy la situación se repite ya que los dueños les adeudan salarios del 2018 y por la evidente situación de vaciamiento que presenta la estación de servicio. “Ya se empezaron a llevar las heladeras, los mobiliarios, vienen los proveedores pero acá no encuentran respuestas” indicó la trabajadora Rolsaba Irausquin.

En un decreto publicado el 26 de abril del corriente año anuncia que Ángel Horacio Correa y Rosmery López Rodriguez ceden y transfieren a Celso Correa, Daniel Jaque y Sonia Albisturria la totalidad de cuotas sociales que poseen en la sociedad Biosur. En el mismo decreto anuncian la renuncia de los gerentes Angel Correa y Rosmery Rodríguez para designar a Celso Facundo Correa, Daniel Jaque y Sonia Albisturria como nuevos gerentes. La transferencia de cuotas sociales por $50.000 y designación de nuevos gerentes sucede al mismo tiempo que la estación de servicio comenzó el vaciamiento, de manera que los empleados desconocen los verdaderos dueños del establecimiento.

“Yo vengo a laburar porque es mi responsabilidad. Nosotros queremos seguir laburando, pero en estas condiciones no. Venir a estar acá sin hacer nada por 8 horas, sin siquiera saber si tenemos jefe” concluyó Manuel González.


Comentarios


La estación de servicio "Biosur" está tomada por sus empleados