La intervención de Cataluña incluye un llamado a elecciones en enero

Es el acuerdo que alcanzaron Rajoy y los socialistas. Hoy se aplicará el polémico artículo 155 de la Constitución española para “reponer la legalidad que rompieron los secesionistas”. El presidente del gobierno dijo que se llegó a una situación “inaceptable”.





El plan para abortar el proceso secesionista en Cataluña fija elecciones anticipadas para enero, según el acuerdo alcanzado entre el gobierno español de Mariano Rajoy y la oposición socialista en torno a las medidas que se adoptarán para intervenir en la norteña región al amparo del artículo 155 de la Constitución española.

La hipotética fecha se conoce un día antes de que el Ejecutivo central concrete las medidas excepcionales que adoptará para intervenir en la región, cuyo gobierno emprendió una vía de ruptura que amenaza con concretarse la próxima semana con una declaración unilateral formal de independencia por parte del parlamento regional.

Desde Bruselas, Rajoy no quiso adelantar la actuación prevista pero dijo que contaba con el apoyo de todos sus socios de la Unión Europea (UE), tras justificar la intervención regional como una medida de “última instancia” ante la “situación límite” a la que los secesionistas llevaron a Cataluña “liquidando la ley”.

La exministra socialista Carmen Calvo, quien encabezó las negociaciones del Partido Socialista (PSOE) con el gobierno de Rajoy, había confirmado horas antes que el plan era convocar elecciones en enero, algo que también avalo Albert Rivera, el líder del partido liberal Ciudadanos.

Sin embargo, el vocero del gobierno español, Íñigo Méndez de Vigo, consideró “prematuro” anticipar ese escenario, consciente de las evidentes dificultades que se derivarán de una intervención inédita en democracia, que será resistida por el movimiento independentista catalán, con el gobierno del presidente Carles Puigdemont a la cabeza.

“Creo que al final la lógica de todo este proceso abocará a nuevas elecciones (aunque) es pronto para decir cuándo”, dijo el vocero en conferencia de prensa en el Palacio de La Moncloa, sede del Ejecutivo.

“El secretario general del Partido Socialista, Pedro Sánchez, tiene absolutamente claro desde el minuto uno que esto tiene que llevar a Cataluña a unas elecciones”, sostuvo antes Calvo en declaraciones al canal TVE.

No obstante, Calvo añadió que hasta que se aprueben las medidas de intervención en el Senado, el presidente catalán, Puigdemont, todavía tienen en sus manos la posibilidad de convocar elecciones, algo que “le pedimos que haga”.

De lo contrario, la dirigente socialista respaldó la aplicación del artículo 155 de la Constitución que, según subrayó, “no tiene un carácter punitivo ni supone la suspensión de la autonomía de Cataluña”, sino que “tiene que ver con la reposición de la legalidad constitucional y estatutaria que rompieron los secesionistas”.

“Queremos que no se toquen las leyes de Cataluña, que Cataluña se siga sintiendo cómoda en su autogobierno y lo que queremos es llevar a la sociedad catalana a un espacio de normalidad que le permita hablar en las urnas”, remarcó.

El rey lo calificó de “inaceptable intento de secesión”

Datos

El rey Felipe VI dio ayer un espaldarazo a Mariano Rajoy al apoyar públicamente una solución en el marco democrático y constitucional para la crisis secesionista en Cataluña un día antes de que el gobierno español dé luz verde a las medidas para intervenir la autonomía de la región.
“España tiene que hacer frente a un inaceptable intento de secesión en una parte de su territorio nacional, y lo resolverá por medio de sus legítimas instituciones democráticas, dentro del respeto a nuestra Constitución y ateniéndose a los valores y principios de la democracia parlamentaria”, dijo en la ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias, considerados los “Nobel españoles”. En sentido similar se pronunciaron los máximos representantes de la Unión Europea (UE).

Comentarios


La intervención de Cataluña incluye un llamado a elecciones en enero